Biriukov, el "ET" de los años ochenta

Cargando...

José Biriukov Aguirregabiria, "Chechu" Biriukov. Hablar con él es hablar del baloncesto, y de dos extremos que estaban aún por unirse. La URSS y el "basket-control" con el juego "occidental" del Real Madrid. Salía de su Rusia natal más pronto de lo esperado y más "pronto que tarde" conseguía ser uno de los ídolos de uno de los equipos más laureados en Europa en el deporte de la canasta. Su tiro horizontal es una de sus señas de identidad. 

xxxxxxxxxx

ZABALA

Desde su primer partido como jugador blanco, un año antes de su debut oficial, ya comenzaba a demostrar que su lanzamiento era igual de poco ortodoxo que efectivo. Siempre adelante con sus decisiones, dejando de jugar para la URSS y haciéndolo con la selección española desde 1988, aun cuando había formado parte de equipos junior campeones de títulos o jugado amistosos con los mayores con figuras de la Europa del Este como Sabonis o Tkachenko. Ese era y ese es "Chechu Biriukov".

Comenzó usted en las categorías inferiores del CSKA

A los diez años yo empecé en el baloncesto. Estuve en una escuela deportiva que actualmente se llama Trinta y está en Moscú. Se considera una de las mejores escuelas de baloncesto de Rusia. Anteriormente se llamaba Sovietskay. Empecé ahí y estuve allí de los 10 a 18, a esa edad tienes que salir de esa escuela deportiva.

Y en el transcurso de esos ocho años me ficharon para el segundo equipo del CSKA, para posteriormente incorporarme al primer equipo. Posteriormente, a los 18 y medio salí del CSKA para entrar en el Dinamo de Moscú.

En ese Dinamo Moscú realizan un juego similar al de Pablo Laso  en lo que a transiciones rápidas se refiere.

Bueno, lógicamente el Real Madrid es mejor equipo, pero en la forma de juego es bastante parecida. Pablo Laso practica un baloncesto que realizaba en TAU u otros equipos como el Real Madrid. Muchos contraataques, transiciones rápidas, con un juego vistoso, hasta cierto punto alocado, hasta cierto punto. Lo mismo que practicamos en el Dinamo, con un juego muy rápido, muchas transiciones rápidas. Quizás con falta, tal vez, en defensa pero dando más importancia al ataque.

Qué podría decir de aquel Stroitel de Kiev con Tkachenko

En sus tiempos, sobre todo en la época de la Unión Soviética, fue el equipo más importante de la República de Ucrania. Básicamente, estaban todos los mejores jugadores  en este equipo. Estaban las “torres gemelas” como Belostenny y Tkachenko, con una serie de jugadores que estaban alrededor de ellos muy buenos. Posteriormente llegaría Alexander Volkov, un jugador más conocido en España. Entonces reunía a un equipo difícil de batir. Un equipo que siempre estuvo entre los mejores equipos de la URSS, al menos en mí época. Siempre estaban entre los tres mejores: CSKA, Zalgiris y este Stroitel.

En una entrevista expone que tuvo un entrenador que imponía la cultura, el libro sobre el baloncesto. ¿Podría hablar sobre él?

Eso lo llamo educación. Entonces ese entrenador que fue mi primer entrenador, Ravil Cheremtiev, estuvo con nosotros durante casi ocho años. Consideraba que un entrenador no es completo, no solo debe haber logros deportivos sino también una educación. Él se fijaba mucho en esos detalles. Viajamos mucho por los diferentes torneos a lo largo de la temporada, y era obligatorio siempre llevar un libro. En el sitio donde íbamos siempre visitábamos un museo. Organizaba excursiones a museos determinados. Leningrado, hoy San Petersburgo, nos lo conocíamos muy bien porque visitamos todos los museos posibles de esta ciudad. En cada ciudad donde estábamos siempre encontraba algún museo al que visitar. También es verdad, en relación al libro que hay que entender que no era como ahora, con tablet, ni internet ni nada por el estilo… y el único entretenimiento al estar de viaje era el libro. Entonces el libro es una parte de nuestra vida, sobre todo de nuestra generación.

De las asignaturas que mejor se le daban eran la literatura y matemáticas.

Me gustaba mucho la literatura. La literatura rusa en general. Todo lo que tengo en casa pues me lo he leído. Pero tengo una buena parte de libros en mi restaurante “Biriukov Bistro” que me faltan por leer. Es verdad, me sigue gustando mucho la literatura. Y en matemáticas a los rusos se nos dan bien los números. Al ser medio ruso se me da bien, sobre todo cálculo mental.

En cuanto a su mecánica, esa mecánica tan propia, ¿fue autodidacta o la aprendió por alguien?

En el fondo a todos nos enseñan igual. Primero, cuando eres pequeño con 10-12 años hasta 13-14 tienes un tiro determinado. No estás desarrollado físicamente y tienes un tiro sencillo, después pasas al tiro en suspensión, algo más complicado. En el salto haces el tiro. En ese momento fue cuando cogí esa mecánica de tiro. Y mi entrenador veía que tiraba así, tiraba bien y entraban las canastas… no tenía un dogma en lo que se refiere al baloncesto. Cada uno podía tener su mecánica de tiro y lo más importante era el resultado.

Se ha dicho en muchos medios que por tema de pasaporte no pudiste jugar hasta el 84…

Debido al tema de nacionalidad, no tenía nacionalidad española.

Llegada a España

….pero según parece te enteraste de que tu madre adelantó el viaje.

También… Bueno ni yo lo sabía ¿eh? Yo no sabía porque mi madre me engañó. Era unas circunstancias privadas, más que deportivas. En ese momento estaba enamorado de una chica que no gustaba a mi madre y ella me sacó de la Unión Soviética antes de tiempo.  Llegamos en otoño el dos de octubre y teníamos que haber llegado en primavera. Me sacó antes de tiempo por esa chica de la URSS. Pero, ya sabes, tenía 20 años, enamorado, la chica era guapísima, todo hay que decirlo. Entonces en ese momento mi madre dijo que todos debíamos de ir a vivir a España. Estamos, también, hablando de la época de la Unión Soviética. Todo es mucho más complicado ¿no? No es como ahora.

Equipo al que llega con los Iturriaga, Rullán, Corbalán, Martín, Romay… ¿consideras que ese era un núcleo en el que era difícil entrar?

Sí, muy difícil. Pero tuve suerte, a mí me recibieron muy bien, tuve la posibilidad de jugar junto a esos grandes jugadores. Estamos hablando de Rafa Rullán, Iturriaga, Corbalán, los hermanos Martín, Romay, dos grandes americanos como Bryan Jackson o Wayne Robinson. Un equipazo, y me recibieron muy bien, me ayudaron mucho. En primer año tuve a Rullán como guía, en el club. Me explicó la historia del club, porque debes de saber dónde estás jugando… El Real Madrid en la URSS se consideraba un club ejemplar, con muchísima tradición, enormemente respetado. Cuando venía a jugar el Madrid ante el CSKA, iba a verlo. Y de repente estaba jugando con ellos. Me recibieron muy bien y me ayudaron mucho en los primeros años en España.

Debut como madridista en Noviembre del 83 en un amistoso ante el Maccabi por los 50 años del club judío, 12 puntos. ¿Recuerda ese momento?

Del partido han pasado muchos años. Se cumplían 50 años del patrocinador de Maccabi. Era una fábrica de dulces: hacía chocolates, galletas... Entonces nos invitaron, y recuerdo que fue mi primer viaje con el Real Madrid. Tiene gracia la imagen de un soviético que llega con el Real Madrid, que ya es curioso y ese soviético, con pasaporte soviético, viajando a Israel, que también era una cosa atípica. Me hicieron un visado especial de los tres días que estuvimos allí porque el Real Madrid tenía muy buena relación con el Maccabi, ya había jugado algunos partidos con ellos en los años 60 cuando quizá Israel no pasaba por un buen momento en su historia. Entonces, ellos estaban muy agradecidos a que el Real Madrid en un momento complicado fuera a jugar ante el Maccabi. Teniendo en cuenta esa relación consiguieron ese visado para ese tiempo con el pasaporte soviético. No recordaba esa puntuación y me alegro.

Debut liguero especial ante un equipo vasco, ante el Caja Álava, en la Ciudad Deportiva, ¿fue distinto ese debut al anterior?

Bueno en cuanto al partido, no jugué mal pero no lo recuerdo como un gran partido. Estaba un poco nervioso porque era el primer partido oficial en la ACB. Fue muy emocionante y fue decir “al fin ya puedo jugar".

Debutas en ese 84 y en el torneo de Navidad juegas ante “tu” selección. Contra URSS. Sabonis, Tkachenko, Yovaisha, Valters y Homicius. Un Sabonis más joven pero mejor físicamente y antes de las lesiones. ¿Qué recuerdas de ese juego interior?

En ese momento se encontraban las dos torres gemelas: Tkachenko y Sabonis. Recuerdo ese partido porque lo han repetido varias veces. Además, tengo grabado ese partido. Ese equipo es el que tenía que haber jugado en los JJOO de Los Ángeles. Jugaron un pre-olímpico y arrasaron. Era un pedazo de equipo. La URSS en aquel equipo… el equipo americano de Jordan era muy bueno, pero si hubiera estado la URSS no lo hubieran tenido fácil. Siempre quedará esa incógnita.

Volviendo a ese torneo, creo que lo jugamos muy bien. Lolo Sainz dirigía fantásticamente el equipo. Lolo ha sido uno de los mejores entrenadores que he tenido en mi vida. Jugamos muy bien, jugamos ante la URSS. Al final perdimos pero dimos la cara a lo largo de todo el partido. 

En alguna ocasión has pensado, ¿y si hubiera seguido jugando con URSS? Jugó más de 20 partidos amistosos con los “mayores” y tuvo que esperar hasta el 88 para jugar con la selección española. Año que casualmente se juegan los JJOO.

Pues mira, en esa Selección Soviética había tres o cuatro jugadores con los que gané con la URSS el campeonato de Europa Junior en Bulgaria contra la Yugoslavia de Drazen Petrovic y compañía. Entre ellos estaban Tikhonenko, Marciulionis, Volkov, Sabonis, Miglinieks,… todos ellos ganaron la Olimpiada de Seúl. Y sentía cierta envidia de no poder estar en este equipo que ganó los JJOO. Pero lo elegí así, y no se puede tener todo.

Que recuerda del Torneo de exhibición que jugó con al URSS en EEUU. Sabonis Tikonenko, son algunos de los que están en esa selección. ¿cómo era esa versión Sabonis?

Sabonis impactó mucho. Bueno, no fue un torneo fue un ‘tour’ por EEUU. Estuvimos un mes jugando doce partidos. Recuerdo que ‘Sabas’ impactó muchísimo jugando en EEUU. Años después demostró que era un grandísimo jugador y en la gran semifinal entre EEUU y URSS en semifinales de Seúl… se comió a todos. Estamos hablando de jugadores como David Robinson, Danny Manning,… Jugadores que serían posteriormente All-Star.

Volviendo al Real Madrid, primero les deja tirados Drazen Petrovic y, posteriormente, fallece Martín el 3 de diciembre de 1989, ¿considera que los dos años posteriores fueron un poco a la deriva tras el suceso?

Así fue. Drazen nos deja tirados dos días antes de empezar la liga, se escapa a Portland. Esto ocurre a finales de septiembre… Pero buen, en aquel momento cuando se marcha, George Karl y el equipo asumimos el hecho de que se había marchado y buscamos nuestro juego. El golpe sucede con el fallecimiento de Fernando Martín, eso sí que fue un golpe terrible. Y a partir de ahí estuvimos a la deriva dos o tres años.

Sus entrenadores

Ha pasado por entrenadores tan distintos y variados, ya no solo en relación a España y Rusia, sino ya de por sí en el Real Madrid (Díaz Miguel siguió mucho tiempo en la Selección). Lolo, Karl, Brabender, Luyk, Obradovic. Sabría exponer detalles de cada uno de ellos (forma de entender el baloncesto, intentar jugar…)

Lolo: Ha sido un entrenador muy criticado por la prensa por los pocos cambios que hacía, pero yo creo que ha sido un gran entrenador y lo  ha demostrado en toda su carrera: llega al Real Madrid y triunfa, a Joventut y triunfa, a la Selección española y triunfa. Lolo es un grandísimo entrenador, además me dio la oportunidad y confió en mí, me dio tiempo y minutos para jugar en el Real Madrid.

George Karl: Ha sido un grandísimo entrenador. Ha sido una enseñanza para nosotros. Mira que es difícil enseñar en baloncesto, que parece que ya lo sabes todo. Pues no. George Karl fue un entrenador de futuro. Tal como juega ahora todo el mundo es lo que hacía Karl hace 30 años. Además fue elegido mejor entrenador de la NBA, por algo será. En España pensamos que sabemos todo, pues no.

Clyfford Luyk: es un entrenador que tal vez no está a la altura de Lolo y Karl pero sí un entrenador que sabía lo que quería hacer. Con él también conseguimos títulos. También es verdad que teníamos buenos equipos.

Brabender: Brabender no puedo decir como es entrenador, estuvo pocos meses y en una época difícil para el Real Madrid. Complicado.

Obradovic: Es un genio para ganar la Final-Four. Consiguió ganarla con nosotros. Un genio. Zejko concentra muy bien al equipo en un momento determinado, en un torneo corto. Pero me quedó la  duda de su capacidad de conseguir torneo largo. Con él ganamos la Final Four, nos concentramos mucho para ello. Después me fui y me quedé con esa duda de si ganaría un campeonato de España. Es un entrenador muy estilo al “basket-control”, un juego que personalmente me aburre.

Dices de Karl que os permitía cenar con la familia, una libertad que también reconoció según parece Fernando Martín en su época en Trail Blazers

En el viaje estás con el equipo, todos juntos cenamos y comemos todos juntos. Esto anteriormente, cuando llegó George Karl después de partido, no antes del partido, hay que matizarlo. Nos daba esa libertad. Después del partido dices oye voy a ver a unos amigos, unos conocidos o lo que sea, y a él no le importaba.

Comienza jugando con los mencionados Martín, Romay, Corbalán y acaba su carrera jugando con Kurtinaitis, Arlaukas y Sabonis dentro de los jugadores “extracomunitarios” y los Cargol, Lasa, García Coll, (Antunez), entre los nacionales. Qué recuerda de esa temporada.

Era un equipazo. Teníamos un buen equipo, sorprendente que no ganáramos otros torneos. También es verdad que jugamos un juego estricto y muy yugoslavo. Era un juego muy defensivo y de 24 segundos, agotar el tiempo. Pero teníamos un buenísimo equipo. Teníamos a Cargol, a Antonio Martín, a Arlaukas, a Kurtinaitis, a Sabas, Isma Santos, José Lasa que estaba progresando muy bien, Antúnez, yo…. éramos muy buen equipo.

Pasado el tiempo, con el partido homenaje ante el CSKA de Moscú,¿considera que tuvo buen final?

Pasado el tiempo se pueden contar cosas pero no quiero entrar en esos temas. Me dijeron que en ese momento, estando media temporada con una rodilla mal (no la que tenía lesionada previamente sino la otra), que no contaban conmigo y dije “mira, si no voy a jugar pues prefiero salir”.

Han cambiado muchas cosas en la sección del Real Madrid de baloncesto, Pablo Laso le falta poco por llegar a los títulos de Lolo Sainz (19 Laso por los 22 de Lolo), ¿podrías asemejar a Pablo Laso con alguno de los entrenadores que tuviste?

Pablo practica un baloncesto como jugó. Le gustaba mucho realizar contraataques y rápidas transiciones, con mano de hierro. Otra cosa que quiero resaltar es que están haciéndolo muy bien en el tema de fichajes. Cada año se mantienen bastante bien y creo que tienen un buen equipo porque Juan Carlos (Sánchez) y Alberto Herreros hacen muy bien la gestión de equipo. Todo ese grupo, con un buen entrenador que sabe llevar a la gente y una buena directiva hacen buenos resultados. ¿Cuántos años lleva el Real Madrid consiguiendo buenos resultados? ¿Ocho años? Esto es ya mucho tiempo ¿eh?

Usted, según tengo entendido ayudó a Andrés Montes (QEPD) como representante, ¿cómo comenzó a fraguarse esa amistad y esa confianza?

Estuve un año y pico, hasta que él falleció. A Andrés le conocía de la época de jugador. Nos acompañaba a muchos torneos. Como muchos periodistas, como Siro López, Luis Gómez, Manolo Lama.. Algunos se pasaron al fútbol, nos traicionaron (se ríe). Estaba cogiendo mucha fama en este país y yo gestionaba su publicidad y esa serie de cosas

Su presente...y el coronavirus

Vamos al ‘Chechu’ Biriukov empresario. Actualmente, regenta un restaurante con éxito el ‘Biriukov Bistro’ ¿cómo se gestó el restaurante?

Es un proyecto familiar. (Habla su mujer de que ella cocina muy bien y Chechu ríe reconociéndolo). Sí, es verdad mi mujer cocina muy bien. Sabe cocinar platos de la cocina española y fuera. Fue un proyecto familiar. En 2010 cerramos una agencia y tardamos en abrir. No fue una decisión a la ligera. Miramos varias posibilidades y lanzamos esto adelante. Este año cumplimos cinco años. Ha habido años mejores y otros peores. Es un negocio familiar y además de venir porque se come muy bien, porque no es caro, en calidad precio está fenomenal. Vienen también antiguos compañeros y hace dos años se hizo la fase final de la Copa del Rey y vinieron muchos a comer. Me gusta tener contacto con la gente y hablar de baloncesto.

Actualmente, el coronavirus ha obligado a cerrar los locales, ¿cómo vive el momento actual?

Pues muy preocupado no te voy a mentir. Estamos muy preocupados por el tema de cómo nos va a ayudar el Estado. Nos obligaron a cerrar el restaurante que es el pan nuestro. Vivimos con esto y para desarrollar el negocio. Nos han cerrado el negocio y claro, están hablando de muchas cosas por parte del Estado pero yo todavía no veo que diga “ésta va a ser la ayuda para las pequeñas y medias empresas”. Hablan de ayudas pero no explican de qué manera, cómo gestionar esas ayudas…Estamos muy perdidos en esta situación. Con esta pandemia nos han cerrado... estamos un poco perdiso. El ERTE lo hemos hecho pero en la ayuda directa… ¿Cómo van a hacer? ¿Cómo nos van a ayudar? España se basa sobre todo en autónomos y pequeñas y medianas empresas, y esto es tejido industrial, cerca del 60% de su PIB. Entonces si no ayudas a estas empresas…Si el Estado no sabe que debe ayudar… nos sentimos un poco desamparados.

¿Tiene noticias de qué medidas se está tomando por esta pandemia en su país natal?

Me parece que se están tomando las cosas a la ligera. Con el 8 de marzo se permitió salir a la calle y fue un hecho gravísimo. Pero en Rusia no se dan cuenta de que puede pasar lo mismo. Tiene que haber unas restricciones brutales. Hasta hoy, mañana comienza un confinamiento pero no como en España. Lo han presentado como "estáis de vacaciones, quedaros todos en casa" y los rusos entienden que quedarse en casa es reunirse con los amigos, hacer barbacoa, ¿sabes? Esto no es cuarentena. Están tomando un poco a la ligera y lo que enseñan de forma oficial no es verdad. Un país tan grande y muestran que no ha muerto casi nadie… es de coña.

Escuela CES

El siete en el Madrid, ¿el número fue por algo en particular?

No, es un número que tenía en Dinamo de Moscú y al llegar estaba libre y lo cogí.

¿Qué extraña de Rusia?

Nuestras reuniones con los amigos para hacer unos pinchos morunos, una barbacoa en Moscú.

¿Y de su Real Madrid?

Extraño jugar, es lo que extraño

¿Y de su Selección?

Extraño las concentraciones de distintos jugadores, de distintos equipos. Los viajes también porque eran muy bonitos.

¿De este Madrid qué incluiría en el suyo?

Hay muchos jugadores para incluir como por ejemplo Campazzo, Llull, Tavares,… los americanos me encantan…Carroll por supuesto.

¿Y de la Selección?

Bueno debo decir que en los JJOO del 88 teníamos un gran equipo en la selección española y nos faltó Fernando Martín que no podía jugar por la estúpida regla de que ningún jugador de la NBA podía participar en los JJOO.

Foto: Realmadrid.com