Euroliga Jornada 11: Real Madrid 79 Estrella Roja 67

Magic Rudy

Cargando...

El Real Madrid reaccionó en la segunda parte, consiguiendo doblegar a Estrella Roja mejorando su ataque, donde las dos torres, Tavares & Poirier fueron decisivas con 23 de valoración cada uno. No dejen de ver el último cuarto de Rudy Fernández, quien a pesar de su poca anotación, nos dejó 8 minutos de diversión y pases increibles que nos recordaba a la estrella de los Lakers de los 80. El Real Madrid se acostó líder, a la espera de lo que hagan Barça y Armani Milán.

Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero

En los 80 existía un jugador de la NBA que medía 2.06 y jugaba de base. Bueno, jugaba de lo que le daba la gana, porque tenía una gran polivalencia y una inteligencia nunca vista antes. Por algo le llamaron “Magic” a Earvin Johnson, jugador leyenda de Los Ángeles Lakers. Pues tras lo visto ayer en el último cuarto, Rudy Fernández se le pareció mucho en el duelo de Euroliga contra el Estrella Roja donde, solo os adelantaré, consiguió 8 de valoración. Porque anoche el Real Madrid cerraba su doble cita europea de la semana, enfrentándose a Estrella Roja equipo que ocupa la zona baja con 4-6 de balance. Los serbios, no suelen ser favoritos fuera de su cancha, pero son peligrosos, ya que vencieron en el WiZink Center la temporada pasada. Un equipo serbio que no pudo contar con sus mejores hombres como Woulters, Kalinic y Mitrovic. El Real Madrid aspiraba a su primer liderato – aunque provisional – de la Euroliga con el mismo parte de bajas de las últimas jornadas, es decir, sin Williams-Goss, Carlos Alocén, Jeff Taylor y los conocidos, Randolph y Thompkins.

clorin 1200 200

Solo dos derrotas llevaba el Real Madrid en la euroliga y la última fue también en una jornada doble y por tanto, Pablo Laso no quería sorpresas y pedía motivación a sus hombres. Solo un cambio en el quinteto inicial del Real Madrid en referencia al pasado martes. La entrada de Thomas Heurtel, dejaba en el banquillo a Fabien Causeur, la gran estrella de la victoria ante el Asvel Villeurbanne, con sus 5 triples y 25 puntos anotados. Como decíamos, Thomas Heurtel sería el base, con Abalde y Hanga en las alas y Yabusele con Tavares en el juego interior. Thomas Heurtel intentaba liderar el ataque blanco, buscando pases casi imposibles para canastas fáciles de sus compañeros. Dos de sus asistencias significaron dos triples para el Real Madrid, uno de ellos transformado por Adam Hanga que hizo un primor de cuarto con 5 puntos sin fallo 2 rebotes y hasta 2 tapones. Y cinco eran los puntos anotados por Estrella Roja que se encontró todo un muro enfrente como refleja el 10-5 del minuto 5 de partido. Y es que el Real Madrid colocó 4 tapones en el primer cuarto, dos de ellos de Edy Tavares que superaba al ex madridista Ognjen Kuzmic. Y es que el partido parecía idílico con el 14-7 en el minuto 8, con hasta 4 pérdidas del Estrella Roja, pero los cambios, en vez de ayudar, perjudicaron al Real Madrid que se vio amenazado con un parcial de 2-6 para dejar un igualado 16-13 para el Real Madrid, al final del primer cuarto. Y es que con Llull, Causeur y Poirier, el Real Madrid salió perjudicado en el tramo final del primer cuarto que cerraron con un pobre 27% en tiros de dos y un 31% en tiros de campo.

Le salva al Real Madrid que tampoco supera – 38 % - el 40% en tiros de campo el Estrella Roja que se quedó con 4 pérdidas de balón y otros tantos tapones recibidos. Pero como si de un KO se tratase, el Real Madrid bajó sus emolumentos ofensivos y tardó dos minutos en anotar su primera canasta ante un Estrella Roja que ejercía una sensacional defensa sobre el Real Madrid que tenía que buscar lanzamientos precipitados por el final de la posesión de balón. Además, el Real Madrid en defensa sufría de llegar al bonus de faltas en menos de 4 minutos, en un cuarto que solo vio una falta en todo el cuarto del cuadro serbio. Y en ataque, el Real Madrid solo funcionaba con el acierto de Vincent Poirier que cerraba todas sus canastas con mates. Y es que los blancos apenas anotaban 6 puntos, todos ellos de Poirier, en el parcial del segundo cuarto que dejaba el marcador en 25-22 para el Real Madrid en el minuto 15 de partido. 6 puntos del gigante galo junto a un nuevo triple de Adam Hanga que terminó cuajando su mejor partido de blanco. Y es que fue en el segundo cuarto donde vimos las 4 pérdidas de balón, pero para el Real Madrid que vio como en seguida se acercaba Estrella Roja hasta ponerse por delante en el marcador 25-26 en el ocaso del segundo cuarto. Y es que Pablo Laso tuvo que reiniciar el equipo colocando a Heurtel y Yabusele para intentar recuperar el mando en el marcador a pesar de sus enormes problemas para superar la fenomenal defensa serbia y que fue efectiva para que el Real Madrid apenas anotase 16 puntos en el segundo cuarto. Y es que a Estrella Roja le valió hacer un 7/7 en tiros libres para llegar al descanso igualado 32-32 y consiguiendo frenar al Real Madrid que llegó solo al 36% en tiros de campo.

Y era muy curioso comprobar, que el máximo anotador del Real Madrid era Adam Hanga con 8 puntos, mientras que el resto de los puntos, vinieron con 15 puntos del juego interior de los 32 totales del equipo. Junto a eso, las 12 faltas señaladas al Real Madrid por las 6 señaladas a Estrella Roja. Un dato que, como se demostró en la segunda parte, cambiaría de criterio señalándose solo 7 a los blancos en toda la segunda parte por las 9 a los balcánicos. La vuelta a la cancha tras el descanso situó a Causeur en el quinteto en vez de Abalde. No estuvo tan acertado Fabien Causeur porque, si algo tenía de ventaja el Real Madrid, era la pintura. Y quien manda ahí abajo es Edy Tavares que volcaba en el aro todo lo que le empezaba a caer en sus manos. Y es que en la reanudación, el Real Madrid comenzó a tener acierto en ataque y estiraba el marcador 44-38 en el minuto 25 obligando a Estrella Roja a perder otros 5 balones en este cuarto, donde los blancos recuperaron hasta 3. Y es que el parcial continuaba subiendo con una gran racha de Thomas Heurtel que anotaba 9 puntos en este cuarto, liderando el parcial de 20-9 en 8 minutos. Otros 9 puntos anotó Edy Tavares que continuaba reivindicándose como el mejor pívot de Europa que además colocaba dos tapones más, para sumar hasta 4. Y es que el Real Madrid le infligió ritmo al partido y, con un claro parcial de 25-14, se llevaba el tercer cuarto 57-46 con una clara mejora en el tiro – 52% - de dos puntos mientras que controlaba sus pérdidas que, curiosamente, eran menores que los 10 robos de balón conseguidos.

Y como ya habíamos adelantado en el previo, lo mejor del partido estuvo al final. Y es que el Real Madrid demostró ser el mejor equipo en rebote y con 12 rebotes ofensivos tuvieron muchas más posesiones que su rival. Y en ese momento llegó el “Magic Rudy”, con un triple de los suyos, continuado con un robo de balón y una asistencia picada para el mate de Alberto Abalde, quien corrigió sus problemas de inicio y acabó con 9 puntos el partido. Pero el show de Rudy continuaba con Vicent Poirier como gran aliado que terminó el partido con 14 puntos y 8 rebotes. Y es que el mallorquín hizo las delicias de su afición con 3 puntos 2 rebotes 2 asistencias y 3 balones recuperados en solo 8 minutos para darle la máxima ventaja a los suyos 70-51 minuto 34. También Adam Hanga realizó su mejor valoración (22) con la camiseta del Real Madrid con 11 puntos y 6 rebotes y como no, Edy Tavares volvió a ser el mejor con 15 puntos y 4 rebotes. Novena victoria del Real Madrid que es líder a la espera de lo que realicen Barça y Milán que pueden sumar las mismas victorias del equipo blanco, que sigue con la trayectoria prevista y que anoche nos dejó ver, la magia de Magic Rudy.

Más vídeos del partido en mi página de Youtube.