Supercopa 2022 Semifinales: Coosur Real Betis 69 Real Madrid 100

Nuevo Entrenador, misma hambre

Cargando...

El nuevo Real Madrid de Chus Mateo se vuelve a clasificar para una final de Supercopa Endesa por quinta vez consecutiva. Una primera parte serena con 23 puntos anotados entre Deck y Yabusele para dar paso a un torbellino en la segunda parte con 58 puntos anotados y la aparición de Dzanan Musa que terminó con 21 puntos y 33 créditos de valoración. No se notó el cambio de entrenador en un equipo que anotó 100 puntos con 146 créditos en valoración. 

Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero Realmadrid.com Víctor Carretero

Había ganas de disfrutar del nuevo Real Madrid de Chus Mateo. Tanto para verlo jugar como para analizarlo. Y ya lo dijimos en nuestro post de apertura, el año del Real Madrid iba a ser comparado punto por punto al de Pablo Laso. Caso error, puesto que los beneficios y defectos del Real Madrid 2023 recaería en las habilidades del entrenador madrileño y nada más. Los partidos amistosos dejaron paso a la disputa de la Supercopa Endesa que, como siempre expresamos en estas líneas, es un torneo que tiene el único aliciente de ver perder a Madrid y Barça para darle algo de importancia a los medios. Aquí se la damos y como tal estaba en juego la primera final de Chus Mateo como entrenador del Real Madrid. Pero antes, debía superar al Coosur Real Betis renovado con hasta seis nuevos fichajes, pero con el liderazgo de Shannon Evans una temporada más. En el Real Madrid, las incorporaciones de Sergio Rodríguez, Mario Hezonja, Dzanan Musa y Petr Cornelie, fueron de la partida, junto a los “internacionales” Rudy Fernández, Adam Hanga, Guerschon Yanusele y Vincent Poirier que jugarían sus primeros minutos tras la disputa del pasado Eurobasket.

clorin 1200 200

Al equipo de Chus Mateo, faltarían Williams-Goss, Abalde y los lesionados de larga duración, Alocén y Randolph. La espera se había acabado y el Real Madrid buscaba en Sevilla su primera victoria oficial de la temporada, la primera de Chus Mateo y su primera final como entrenador jefe. Para ello colocaba a Adam Hanga en el base, con Fabien Causeur y Gabriel Deck en las alas y Guerschon Yabusele con Edy Tavares en la pintura. Inicio muy eléctrico de partido que nos trajo muy pronto el resentimiento de Adam Hanga de su lesión del pasado Eurobasket y solo pudo aguantar 3 minutos en el partido. El Coosur Real Betis tuvo al triple como aliado con 9 de sus 13 primeros puntos desde más allá de la línea mientras que el físico de Yabusele y Deck en los contrataques, conseguían los primeros puntos madridistas hasta el 13-13 del minuto 5. La aparición de Dzanan Musa permitía a los blancos a coger sus primeras ventajas en el partido, pero Coosur Real Betis se mantenía en partido gracias a su 5/8 en triples durante el primer cuarto, algo que perjudicó a los blancos tras un gran parcial de 3-9 que pareció ser definitivo. Pero el último parcial de 5-2 para los béticos igualaron el partido hasta el 21-25 del final del primer cuarto para el Real Madrid. Buenos 56% de acierto del Real Madrid y 50% de Coosur Real Betis. Buena noticia la diversidad anotadora del Real Madrid con 7 puntos de Yabusele y los 6 de Deck y Musa. Y, como en años anteriores, pocas (5) asistencias, muchas (5) pérdidas de balón y incontables (5) recuperaciones de un equipo que aprendió a “meter manos” la temporada pasada.

Son 10 minutos, pero no parecía cambiar mucho el plan madridista respecto al que usaban la temporada pasada. La segunda unidad ya nos trajo un nuevo dato a valorar, la presencia de Mario Hezonja en el 4 junto a Vincent Poirier dejando sin minutos a Petr Cornelie en la primera parte. El tiempo nos dirá si el croata fuese el habitual recambio de Yabusele en los partidos. Junto a Hezonja, un trío de estrellas completaba el juego exterior con Sergio Llull, Rudy Fernández y Dzanan Musa. En contra de lo que se podía pensar, al Real Madrid le costaba anotar, sobre todo desde el tiro exterior con un 0/7 en triples en todo el segundo cuarto. Así el segundo cuarto comenzaba con un 0-2 en dos minutos de juego con un Coosur Real Betis que había cometido hasta tres errores en el pase durante el amanecer del segundo acto. Los grandes porcentajes de ambos equipos se vinieron abajo en el segundo cuarto y donde Chus Mateo tuvo que devolver a Guerschon Yabusele y Gaby Deck a recuperar el ritmo anotador del Real Madrid que seguía dando malos tiros desde el triple y que forzaba un igualado 25-28 en el minuto 15 de partido. Eso es un parcial de 4-3 en 5 minutos de juego para Coosur Real Betis que, como dijimos antes, ensombrecía el buen partido ofensivo del primer cuarto. Y es que tuvieron que ser de nuevo Guerschon Yabusele (4 puntos, 3 rebotes, 2 asistencias) y Gaby Deck (6 puntos, 2 rebotes) los que anotasen con fluidez en un desacertado Real Madrid que fue bastante más intenso en defensa dejando a su rival en un 33% de acierto. Esa buena defensa permitió al Real Madrid escaparse con un parcial de 5-12 que terminaba por romper el partido a pesar de los 5 puntos seguidos de Evans que dejaban el marcador en 35-42 para el Real Madrid al descanso. Deck y Yabusele sumaban 23 de los 42 puntos del Real Madrid que llegaba al descanso con un 45% en tiros de campo pese a su 2/12 en triples. Las 9 pérdidas y las 7 recuperaciones volvían a mostrar un Real Madrid muy enérgico en su juego.

Se echaba de menos mayor aportación desde el base (4 puntos entre Llull y Chacho) y desde el interior (7 puntos entre Tavares y Poirier), pero es que todo estaba enfrascado en la calidad de Yabusele y Deck. El proyecto Mateo llevaba vivo 20 minutos, pero no nos había enseñado nada diferente a los años del “Lasismo”. Buena señal, pues entonces se lograron 21 títulos en 11 años. Y otra similitud más al Real Madrid de Laso, lo vimos en la defensa. Porque podría ser casualidad, pero el tercer cuarto en ataque de Coosur Real Betis fue un desastre en mayor medida provocado por la defensa del Real Madrid que recuperó 4 balones además de 3 tapones realizados por el gigante Edy Tavares. Y en ataque, los escasos 2 puntos de Yabusele en el cuarto no fueron tan necesarios tras la deseada aparición y aportación de Dzanan Musa y de Sergio Llull. El Coosur Real Betis encontraba desesperado la nula aportación ofensiva a pesar de los 7 rebotes ofensivos que el Real Madrid permitió en el tercer cuarto. Los béticos aguantaron hasta el minuto 24 con el 42-46, pero el Real Madrid empezó a ser un bastión ofensivo con un acierto enorme del 57% en el triple y un parcial de 6-22 en 6 minutos de juego que destrozaron las opciones béticas con un acierto letal de Sergio Llull 2/2 en triples, 5 puntos sin fallo de Gaby Deck y otros 5 puntos de Dzanan Musa que anotaban más puntos que todo el Coosur Real Betis para llegar al final del tercer cuarto con 48-68 para el Real Madrid y sentenciar el partido.  56% en tiros de campo, con 18 tiros a canasta, es un dato bestial para un equipo que repartió 8 asistencias, 4 de ellas de Rudy Fernández en 4 minutos, en el tercer cuarto.

Y con todo decidido y con un partido por jugar al día siguiente, Chus Mateo decidió dar descanso a su pareja ofensiva Deck y Yabusele, además de Llull y Tavares para darle toda la responsabilidad del juego a Sergio Rodríguez, desacertado anoche con 5 puntos 3 asistencias y 5 pérdidas junto a los otros fichajes del equipo como Mario Hezonja, Dzanan Musa y Petr Cornelie que compartieron pista con Vincent Poirier. Quizás porque llevaban más entrenamientos juntos el Real Madrid realizó su mejor cuarto del partido con 32 puntos anotados y un 12/15 en tiros de campo con 10 asistencias, 5 de ellas de Dzanan Musa que además anotaba 10 puntos más para ser el jugador más valorado del partido con 33 créditos para sus 21 puntos 4 rebotes y 7 asistencias en 24 minutos. Deck acababa el partido con 17 puntos 6 rebotes y 24 de valoración, Yabusele con 13 puntos 9 rebotes y 22 de valoración. El último cuarto ayudó a Poirier a terminar con 14 puntos 7 rebotes y 22 de valoración. En definitiva, 100 puntos anotados 43 rebotes 26 asistencias y 146 en valoración. Con una segunda parte espectacular que permitió a los blancos clasificarse para una nueva final. La primera de Chus Mateo, la quinta consecutiva en la Supercopa Endesa donde los blancos esperarán rival entre el FC Barcelona y el Joventut Badalona. Sea el rival que sea, el Real Madrid tendrá claro sus objetivos porque, a pesar de ser una temporada nueva, los blancos vienen con el mismo hambre.