Resumen de la temporada 2018/2019

Temporada Salvada

Cargando...

83 partidos ha disputado esta temporada el Real Madrid, con un balance de 66 victorias y 17 derrotas. Analizamos la temporada del equipo de Pablo Laso, desde la Copa del Rey hasta la final de la pasada Liga Endesa. Un calendario vertiginoso que nos ha regalado alegrias y decepciones durante los 10 últimos meses.A partir de ahora, merecidas vacaciones hasta la nueva temporada.

Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet Varias Internet

En la previa del tercer partido de semifinales Real Madrid vs Valencia Basket, la comentarista y ex jugadora Amaya Valdemoro, indicaba que el Real Madrid, “debía ganar la Liga Endesa, para salvar la temporada”. No tengo porqué valorar dicha afirmación, pero si puedo apuntar que no estoy de acuerdo. No estoy de acuerdo en que una temporada – de baloncesto – tenga validez por los títulos conseguidos. Primero, porque se juegan 83 partidos por temporada (FC Barcelona ha jugado 82 partidos y San Pablo Burgos 34) y segundo, después de haber ganado 17 títulos en 8 años, todavía se tenga que demostrar con los dichosos títulos lo acertada o el desastre de un año de baloncesto. Por supuesto que no voy a obviar la importancia de los títulos – al final es por lo que compites – pero en baloncesto, para ganar cualquier título tienes que llegar a las fases finales, en febrero, en mayo y en junio. Y este Real Madrid ha vuelto a estar ahí. Lo que dice este escudo y esta afición, es ganar todo o terminar en fracaso. La temporada pasada fue un exitazo con el doblete Liga y Euroliga. Pero en el Real Madrid de la temporada 2018/2019, no se puede hablar de fracaso, puesto que en los mismos partidos jugados que la temporada pasada (83), el equipo de Pablo Laso ha ganado dos partidos más (66) que la temporada pasada. Eso sí, las 17 derrotas del equipo blanco, han sido 17 críticas y faltas de respeto al equipo. Además, el Real Madrid ha jugado 3 de las 4 finales oficiales, quedándose en las semifinales del otro torneo.

clorin 1200 200

En las semifinales de la Euroliga, es decir, jugando una nueva Final Four. La séptima en nueve años, donde se han conseguido dos títulos. Deciros también, que el Real Madrid ha tenido mejores números (26-9) esta temporada que la pasada (24-12). Pero el maldito título ganado en Belgrado, hace mejor temporada la pasada en Europa, a pesar que en el cruce de cuartos se jugaba sin ventaja de campo, remontando en Madrid y no como esta temporada, que se le gana a Panathinaikos 3-0. El año pasado fuiste quinto y temeroso, mientras este año acabas tercero y clasificado casi un mes antes. Pero ahora es fácil acordarse de la semifinal de la Final Four y recordar la falta de físico contra CSKA, no poner a otros jugadores al final, o dejarse remontar más de diez puntos en el último cuarto. Fuera de los incomprensibles – 27 en la segunda parte – 42 tiros libres lanzados por los rusos, el Real Madrid terminó desquiciado el encuentro, pero con 90 puntos anotados 36 rebotes 16 asistencias y 91 de valoración. Números que demuestran que el Real Madrid compitió, que es lo mínimo que se le pide a un equipo, grande o pequeño. No olvidemos tampoco, que el CSKA Moscú es siete veces campeón de Europa, que ha hecho un 29-7 de balance esta temporada y que ha jugado las últimas 8 Final Four de manera consecutivas. Si la temporada del Real Madrid en Euroliga ha sido un fracaso, no quiero ni imaginarme como sería la del CSKA si no hubiese ganado o la que ha podido tener, por ejemplo, el Fenerbahce.

Pero no se ganó el título y por tanto, para el aficionado madridista, la temporada europea del Real Madrid fue un desastre. Otro “desastre” fue la Copa del Rey el pasado mes de febrero. Y encima siendo en Madrid y en el WiZink Center, con todo tu público apoyándote. De poco sirve recordar que los blancos llegaban a la cita copera, segundos, y con un balance de 15-5 en la Liga Endesa. Cinco derrotas en veinte partidos – Oh Dios Mío – que hacía tambalearse la imagen del equipo de Pablo Laso en el torneo copero. Pero los blancos volvieron a demostrarnos, que en los momentos fuertes de la temporada, siempre están activos y ganaron sus partidos de cuartos (+31) y el de semifinales (+12), encestando más de 90 puntos. 90 puntos, algo que no sirvió para ganar al CSKA en la semifinal de la Final Four, por lo cual – para parte de la afición madridista – no debe de ser nombrado como hazaña. Porque de lo que la gente se acordará de la final de Copa 2019, no será del partido, sino de una jugada. O al menos eso esperaba yo. Una jugada legal o ilegal (que lo juzgue el Instant Replay) perjudicó al Real Madrid y dio la victoria al FC Barcelona. Pensé que esa jugada debía ser determinante, pero lo que más se escuchaba en los medios de comunicación y en las redes sociales, era que los de Pablo Laso habían dejado escapar una diferencia de +14 o +16 (no recuerdo) en el tercer cuarto y que eso era lo más parecido a un sacrilegio. No se podrían imaginar, que un equipo como el FC Barcelona remontase 12 puntos en 4 minutos con un 4/4 en triples, algo muy parecido a lo sucedido en el segundo partido de la Final de la Liga Endesa – 7 abajo quedando dos minutos – pero siendo aquí el Real Madrid el beneficiado. Eso no importa, porque es lo lógico y lo normal. Llevas el escudo del Real Madrid y tienes que ganar títulos y además jugando bien. Pero lo que pasó en la Copa sirvió de excusa para algunos o de datos concluyentes para otros. Pablo Laso ya sabemos lo que piensa.

Sabemos lo que piensa, pero solo hablamos de Pablo Laso en 19 ocasiones esta temporada, cuando se consiguieron la Supercopa y la Liga Endesa y en las 17 ocasiones en las que el Real Madrid salió derrotado esta temporada. Porque desde aquel fatídico partido de la final de Copa, el Real Madrid disputó hasta 23 encuentros de Liga Endesa con sólo dos derrotas – ambas ante el FC Barcelona – y que afortunadamente, no sirvieron para decidir el título, porque ya sabemos que eso hubiese significado una temporada “desastrosa”. Pero sinceramente, jugar 23 encuentros y ganar 21, dentro de un calendario que asumía la parte definitiva de toda una Euroliga, para mi no deja de ser una proeza. Competir en “la mejor liga de Europa”, jugando cada 48 horas partidos europeos, con otras manías, con otras circunstancias, con otros arbitrajes y en otras circunstancias diferentes. Es lo que nos deja el calendario europeo del baloncesto, que no te permite relajarte ante equipos que han jugado la mitad de partidos que tú. Yo era el primer escéptico, que le pedía a Pablo Laso tirar de rotaciones en Liga Endesa para centrarse en Euroliga. Lógicamente, el entrenador vitoriano prefirió tirar de calidad e intensidad, para que el Real Madrid llegase a sus dos grandes objetivos de verano, las finales de Euroliga y Liga Endesa. Solo ellos han conseguido tal triunfo, puesto FC Barcelona, Gran Canaria y Baskonia (los otros equipos con más de 60 partidos disputados) no han podido lograr. Y el Real Madrid llegó a las finales de la Liga Endesa, siendo primero de Liga Regular en su partido número 70 de la temporada. Son deportistas, son profesionales, son 16 jugadores y por tanto han de estar preparados. Pues no. Son jugadores de baloncesto, deportistas, que tienen que tener un duro entrenamiento para llegar bien físicamente a los grandes momentos de la temporada, distribuidos por todo el año.

La final de la Liga Endesa gustó, porque se ganó. Es la diferencia del resto de torneos que hemos tratado esta semana. Porque el Real Madrid ha logrado llegar a los fines de semana importantes de la temporada, peleando cada torneo en el partido más importante, lo mínimo que se le exige a este club. Y cualquier otro, no nos llevemos las manos a la cabeza. Ni a Fenerbahce, ni CSKA. A ellos les piden estar en la Final Four y luchar por el título. Menos en el Real Madrid que ya estamos hablando de “la undécima”. Así llegaba el Real Madrid a la final de la Liga Endesa, jugándose la temporada para la mayoría de la opinión. Un equipo con un 80% de victorias en 80 partidos, pero sin títulos. El Real Madrid le ganó 3-1 al FC Barcelona en la final, después de que el conjunto de Pesic llevase una ventaja de 4-1 en la temporada. 4 derrotas ante el FC Barcelona – que terminaron siendo 5 – que enfadaron mucho a la afición madridista, a esa que curiosamente, mira más los títulos que los partidos. A lo mejor tampoco fue un error del Real Madrid, sino un acierto del FC Barcelona, que supo jugarle y ganarle al Real Madrid, incluso en la Copa. Pero es que el Real Madrid tuvo suerte. Ganó con un triple sobre la bocina de Jaycee Carroll en el segundo partido, jugando peor que el FC Barcelona. ¿Qué hubiera pasado en la final, de llegar a Barcelona 1-1? Sí damos como validez el juego del Real Madrid en los dos partidos de Barcelona, lo mismo los blancos lo hubiesen sentenciado allí igualmente. Porque el Real Madrid fue muy superior a su rival en 3 de los 4 partidos jugados. Y el Real Madrid salvó la temporada, ganando la Liga Endesa.

Ahora ya en serio, ganar un 80% de partidos de 83 disputados y conseguir dos títulos y dos finales en baloncesto, sigue siendo algo insólito. Con un entrenador que acaba de cumplir ocho años en el cargo y sigue ganando como el primer día. Con diferentes jugadores, con diferentes ídolos, con rumores de salida a la NBA y con llegadas de nuevos jugadores que terminan encajando en el proyecto de Pablo Laso, que muchos quieren dar por cerrado y que termine de una vez, la hegemonía del Real Madrid. Sé que duelen las derrotas, sé que molesta cuando el % en triples es bajo, no se cogen rebotes o te gana un equipo de menor categoría. Pero los objetivos que nos marcamos, aquel 17/09/2018 en la presentación de nuestro Real Madrid 8.0, se han terminado cumpliendo. En lo personal, no me puedo quejar. Viviendo junto con Pobla FM in situ los mejores momentos de la temporada como la Final Four o las finales de Copa y Liga Endesa. Allí estuvimos, porque allí estuvo el Real Madrid. Y es con eso con lo que nos tenemos que quedar todos. Mas allá de títulos, de salvar temporadas, disfrutad del camino y pedirle a vuestro equipo que luche y compita por llegar vivo a todos los títulos en juego.