Euroliga Jornada 31: LSLC Asvel Villeurbanne 71 Real Madrid 74

Vida extra

Cargando...

Vital victoria del Real Madrid, que le permite seguir dependiendo de sí mismo para lograr la clasificación al Top 8. Un magnífico tercer cuarto y un triple final de Alberto Abalde, terminan sentenciado un partido que apunto estuvo de irse a la prórroga. Trey Thompkins con 13 puntos fue el máximo anotador, Alberto Abalde con 14 créditos fue el más valorado, pero el más importante fue Usman Garuba con sus 9 puntos 8 rebotes y su gran intensidad defensiva que ayudó a la victoria del equipo.

Euroleague.net Euroleague.net Euroleague.net Euroleague.net Euroleague.net Euroleague.net Euroleague.net

El Real Madrid se juega la vida. Puede sonar muy impactante cuando aún nos quedan 4 jornadas para el final, pero es la verdad. La buena imagen ofrecida ante Barcelona y CSKA Moscú no valen de nada cuando lo más importante es la victoria. Por tanto, ganar anoche al Asvel Villeurbanne, capaz de derrotar en dos ocasiones al todopoderoso Barcelona, se había convertido en lo único posible para conseguir un suficiente en cualquier examen de final de carrera. Y se debía ganar a los franceses para seguir dependiendo de sí mismos y seguir jugando con la red de tener algún tropiezo. Pero como sí de dos personas diferentes se tratase, el traje de la Liga Endesa (líder con 25-1) le queda grande al de la Euroliga (7º con 17-13) y teníamos que asumir la importancia, la dureza y el drama que nos iba a acompañar los 40 minutos en Lyon donde, sin ninguna duda, recordaremos más el resultado del partido que el juego ofrecido. Los blancos viajaron a Lyon con el mismo roster que derrotó el martes a Monbus Obradoiro con la vuelta de Felipe Reyes por el canterano Tristan Vukcevic que tan gran partido realizó el pasado domingo ante el Coosur Real Betis.

Sorprendió Pablo Laso con el quinteto inicial, colocando a Usman Garuba en la posición teórica de alero, con Trey Thompkins y Edy Tavares en la pintura. Nico Laprovittola y Jeffery Taylor completaban el quinteto del Real Madrid. Pero la sorpresa nos descubrió que el motivo del quinteto de altos, correspondía a una defensa zonal 2-3 de inicio para evitar fáciles penetraciones de Avel Villeurbanne. El Real Madrid comenzó perfecto en ataque consiguiendo 12 puntos en 4 minutos y lo más importante, habiendo anotado los 5 jugadores en cancha. También es digno reconocer, que la intensidad madridista era acorde con la importancia del partido, aunque no tanto con su intensidad defensiva. Porque el uso de la zona, benefició el triple francés que se colocaba por delante, gracias a su 3/5 en triple, 13-12 en el minuto 5. Quizás ese fuese el motivo por el cual, Pablo Laso, quitaba su defensa zonal convirtiéndola en individual y le sirvió para iniciar un pequeño parcial de 3-8 que dejaba una magnifica renta de 16-20 para el Real Madrid. Un excelente Usman Garuba, marcaba el camino del Real Madrid en un primer cuarto que desgraciadamente, se transformó en tragedia, tras recibir un parcial final de 7-0 en 80 segundos que dejaba el resultado final del primer cuarto en 23-20 para el Asvel Villeurbanne. Ese maldito parcial en contra, tiró por los suelos el gran inicio madridista que tenía a Laprovittola – y ya son varios partidos – como máximo anotador con 5 puntos, pero con Usman Garuba como auténtico motor del equipo madrileño con 2 puntos 4 rebotes y 2 asistencias, amén del habitual coraje que siempre muestra en los partidos. Quiero aprovechar a incidir en dos cosas del cuarto, el 5/7 en triples de Asvel Villeurbanne y la última canasta de Gaby Deck en el minuto 8 de partido. Más adelante os iré marcando los motivos.

El buen trabajo de Garuba, fue recompensado con su inclusión en la segunda unidad junto a Álex Tyus y los minutos de Alocén en el base, que volvió a estar desconectado del partido. Precisamente, éstos dos últimos nombrados, fueron protagonistas del peor momento blanco en todo el partido. Primero por la imposibilidad de anotar, superados por un impresionante Moustapha Fall que llegaba al descanso con solo 2 puntos, pero con 6 rebotes y 3 tapones. Luego las 5 pérdidas de balón, aunque hay que aclarar, que la mayoría fueron producidas por dudosas faltas ofensivas y tercero, por haber estado sin anotar en juego 7 minutos, desde la comentada canasta de Deck hasta el triple de Alberto Abalde que colocaba el 28-25 en el minuto 15, todavía para Asvel Villeurbanne. La buena noticia para el Real Madrid seguía siendo el escaso acierto ofensivo de Asvel Villeurbanne con solo 5 puntos anotados y un increíble 0/6 en triples, tras su gran inicio ya comentado en el primer cuarto. Pero las también comentadas faltas señaladas – 13 en este segundo cuarto, 7 al Real Madrid - favoreció al estilo de juego francés que inició un pequeño estirón de 5-0 que puso contra las cuerdas al Real Madrid que tuvo que tirar de los 2/2 triples de Alberto Abalde y los genes de Usman Garuba para sostener a los blancos al partido, 37-32 para Asvel Villeurbanne al descanso. Parcial de 14-12, donde el Real Madrid encontraba muchos problemas que parecía tener difícil solución. Curioso era ver a Laprovittola como máximo anotador con 7 puntos, mientras su compañero Alocén se encontraba con -5 de valoración. Sorprendía que Usman Garuba fuese el motor del equipo con 4 puntos 5 rebotes y 2 asistencias, siendo el mejor asistente del equipo al descanso. Pero lo que más preocupaba era que, entre Edy Tavares, Gabriel Deck y Fabien Causeur, no hubiesen lanzado más de dos tiros cada uno.

clorin 1200 200

Y todo esto con Jaycee Carroll en el banquillo. Un jugador capaz de anotar mucho en poco espacio de tiempo y que pudiese haber sido muy recomendable, viendo la situación actual del equipo blanco. Pero el único cambio de Pablo Laso en el inicio del tercer cuarto, fue la entrada de Causeur y Deck por Taylor y Thompkins. Encima, un triple de Yabusele colocaba el 40-32 de inicio aunque solventado con sendos triples de los dos mejores de la primera parte, Laprovittola y Garuba. Pero anoche no fue el partido de Fabien Causeur, sus dos internadas fueron “detenidas” por sendos tapones de Fall y los triples no funcionaban de la misma manera que la Liga Endesa. Por ello entró Jaycee Carroll con 42-38 en el minuto 24 y su entrada provocó el enésimo ejercicio de combatividad de Usman Garuba que provocó como anecdótico, la caída del panel de publicidad que ocupaba la zona de banquillo del Real Madrid, que se levantó de manera unánime para aplaudir la garra del canterano. Pero la entrada en pista de Carroll fue un nuevo aire para el Real Madrid, que vivió sus mejores minutos del partido que terminaba remontando hasta el 46-50 del minuto 27, tras un parcial de 6-18 con 5 puntos anotados por Carroll, otros 5 por Laprovittola, 5 de Garuba y 3 más de Edy Tavares. Solo Norris Cole mantenía a su equipo a flote ante tal despliegue blanco con 4 robos de balón en este cuarto. El parcial seguía sonriendo para los necesitados madridistas que se fueron al final del tercer cuarto por delante 51-56, tras un claro parcial de 14-24 en el cuarto. Y es que el Real Madrid había hecho un cuarto sensacional con 24 puntos anotados con 4 triples y 26 de valoración… tras llevar 27 en toda la primera parte.

Pero Norris Cole no quiso rendirse y anotaba un nuevo triple para poner a su equipo a tiro. Es destacable el acierto del triple, porque terminó siendo fundamental en el resultado final del partido. Y es que, tras el comentado triple de Norris, Asvel Villeurbanne se desangró desde la línea con cinco errores consecutivos que no servían para remontar las enésimas faltas sancionadas en ataque por los jugadores del Real Madrid. Curioso comprobar, que las 21 faltas del Real Madrid, 19 de ellas fuesen sancionadas ante 4 jugadores con 4 faltas recibidas y uno más con 3. La sexta pérdida de Laprovittola y el 61-58 para Asvel Villeurbanne precipitaron la entada de Alberto Abalde en el puesto de base, que terminó siendo fundamental para la remontada definitiva del Real Madrid 10-16 en 6 minutos, gracias al triple anotado por el gallego – 3/3 en su partido – y el error sobre la bocina de Charles Kahudi para forzar la prórroga. El triple, el que comentábamos al inicio de esta crónica, fue fundamental en un partido que solo valía ganar y que a falta de 6 minutos, parecía perdido. Thompkins (13), Laprovittola (12) y Abalde (11), fueron los 3 únicos madridistas que superaron los 10 puntos anotados. Cerca se quedó el verdadero MVP del partido, Usman Garuba, que jugó 33 minutos para conseguir 9 puntos 8 rebotes 3 asistencias y miles de manos defensivas que se convirtieron en recuperaciones para el Real Madrid. Pese a la victoria, el Real Madrid sigue teniendo la necesidad de sumar más victorias y la semana que viene tendrá doble oportunidad, ambas en el WiZink Center, ante Anadolu Efes y Olympiacos.