Liga Endesa Jornada 04: Herbalife Gran Canaria 65 Real Madrid 90

Vitamina Canaria

Cargando...

Tras el desastre europeo, el Real Madrid mostró su mejor imagen para continuar liderando la Liga Endesa, tras ganar claramente a Herbalife Gran Canaria. Facundo Campazzo con 11 puntos 8 asistencias 4 robos y 1 sola pérdida, fue el mejor jugador de los blancos que acabaron con un 50% en tiros de campo y hasta 115 créditos de valoración. Buenas sensaciones blancas, antes de la etapa alpina con dos partidos consecutivos en Euroliga.

acb Photo / M. Henríquez acb Photo / M. Henríquez acb Photo / M. Henríquez acb Photo / M. Henríquez acb Photo / M. Henríquez acb Photo / M. Henríquez

Cuando éramos pequeños, montábamos a menudo en bicicleta y sufríamos continuas caídas que derivaban en lloros y la típica sanación de nuestras madres con el famoso apósito y el besito en la frente. Las derrotas en el baloncesto, suelen ser eso, caídas y enojos de nuestra parte buscando los motivos y esperando el próximo partido para ponernos nuevamente en pie. Lo que le ha pasado al Real Madrid la última semana ha sido igual que una caída en bicicleta, pero con la salvedad de que en vez de una herida en la rodilla, se ha producido alguna torcedura más preocupante. Alguno de nosotros pensaría que con tal lesión no podríamos ni volver a caminar, pero en un equipo que ha ganado 20 títulos en 10 años, sabemos que esto es una – mala – anécdota que debemos de pasar página y tomar conclusiones a final de temporada. Busquemos excusas sí, de si hubo mal partido y a qué fue producido, pero ayer mismo volvía la Liga Endesa y los mismos que perdieron contra Baskonia y Valencia Basket, tenían que seguir quitándole fechas al calendario. Y el rival que tocaba ahora para el equipo de Pablo Laso, era el Herbalife Gran Canaria.

El nuevo conjunto entrenado por Porfirio Fisac, no había iniciado la Liga Endesa con buen pie, pero cuenta en sus filas con grandes anotadores como Ferrari, Albicy, Della Valle y Jacob Wiley. El Real Madrid, en su condición de líder liguero, volaba a la isla con las ausencias de Randolph, Causeur y Taylor y con la magnífica noticia de la incorporación de Tristan Vuckevic, el 16º canterano que juega en el Real Madrid de Laso. Un Real Madrid, que iniciaba con Facundo Campazzo, Nico Laprovittola, Alberto Abalde, Usman Garuba y Edy Tavares, en el quinteto inicial. Un partido que empezó triste, que hacía pensar a los aficionados madridistas que la herida europea aún no había sanado con un pírrico 3-3 en 3 minutos y ya un 1/6 en triples acompañado de 5 pérdidas de balón en los primeros minutos de partido. Partíamos hacia un nuevo pobre cuarto del Real Madrid donde el Herbalife Gran Canaria tampoco estuvo excelente con un 26% en tiros de campo y con un parcial de 9-6 para dejar un rácano 12-9 en el minuto 7. Tras el tiempo muerto de televisión, reaccionaba el conjunto de Pablo Laso con un parcial de 0-9 con una intensa defensa – que echamos en falta en Euroliga – que dejaba sin efecto los ataques de Herbalife Gran Canaria con un gran Tavares 6 puntos y 4 rebotes y Usman Garuba que también capturó 4 rechaces. Llegábamos al final del primer cuarto, con ventaja del Real Madrid 12-18, donde el equipo madrileño dobló en 3 minutos su anotación en los primeros 7 minutos, con Tavares y Laprovittola como los mejores en anotación. El 43% en tiros de campo, era empobrecido por el 2/8 en triples que, junto a las pérdidas, volvía a ser el mayor enemigo de los blancos.

clorin 1200 200

La ausencia de Felipe Reyes y Anthony Randolph, permitía recuperar la figura de Gaby Deck en la posición interior, algo que por físico podría ayudar a Herbalife Gran Canaria a recuperar terreno y con Frankie Ferrari y Albicy a los mandos, el equipo canario consiguió ponerse a tiro del Real Madrid 22-23 en el minuto 15 de partido. En el Real Madrid, la pareja Alocén y Rudy no dio los frutos esperados en la dirección y el flojo acierto en los triples, precipitó un pequeño parón en la anotación madridista. Los blancos llevaban un 27% en el triple con un sorprendente 1/4 de Jaycee Carroll. El parcial era un claro 19-10 para Herbalife Gran Canaria que sí contaba con un 50% de acierto desde el triple en este cuarto, lo que permitía culminar la remontada y colocarse con la mayor diferencia 31-28 minuto 17. Pero nuevamente, el siguiente tiempo muerto, serenó las cabezas de los jugadores del Real Madrid que fue encontrando poco a poco su puntería desde la larga distancia, con un Sergio Llull sensacional con dos triples consecutivos en tres minutos para recuperar la cabeza en el partido y con otro triple más de Campazzo y dos canastas de Deck y Abalde, el Real Madrid conseguía su máxima diferencia, 34-44 al final de la primera parte. Así es, un parcial de 3-16 en esos 3 minutos finales donde pudimos ver de nuevo, el enorme potencial anotador que tiene el Real Madrid de Pablo Laso. El 49% de acierto en tiros de campo ya era una muestra más real de hasta donde puede llegar este equipo y además de los 8 puntos de Tavares, tanto Campazzo, como Llull y Deck, también habían conquistado 6 puntos en la primera parte.

La experiencia nos permitía respirar, pero la actualidad más inmediata, nos indicaba mayor concentración y evitar cometer demasiados errores, tanto en el tiro como, por supuesto, en la defensa. Las seis pérdidas del primer cuarto, se habían quedado en dos más en el segundo cuarto y fue en gran medida, un apoyo para el último empuje madridista. Ése y la conexión Campazzo y Tavares que volvió a resurgir y mostrar su mejor cara dentro del tercer cuarto, dominando tanto en ataque como en defensa. El menudo base argentino fue primordial para repartir hasta 4 asistencias y que su equipo pudiese superar la defensa interior de Herbalife Gran Canaria que no sostuvo a Gaby Deck que anotaba solo debajo de canasta, tras asistencias circenses del Facu. Y es que era un filón el Real Madrid en ataque y otro en defensa, ya que solo Mike Costello y Okoye, aportaban puntos positivos para su equipo, pero era el momento de Facu Campazzo y con 5 puntos consecutivos, rompió el partido hasta el 43-58 del minuto 25. Ahora, el tiempo muerto lo solicitaba Porfirio Fisac, pero a diferencia de los cuartos anteriores, no fue nada positivo para el equipo canario que sufrió una importante sequía en el resto de tercer cuarto, aportando sólo dos puntos y lanzando apenas 11 lanzamientos a canasta. Como comparativo, el Real Madrid lanzó 13 veces de dos puntos, 17 en general. Salió beneficiado el Real Madrid, sobre todo Garuba en defensa con un enorme trabajo sobre John Shurna y en ataque con Edy Tavares que anotaba hasta 7 tantos en este cuarto. El parcial final fue un claro 2-9 que dejaba el resultado al final del tercer cuarto, 45-64 para el Real Madrid. Los blancos habían salvado su primer problema, un 47% en tiros de campo y un 33% desde el triple, además de perder la mitad de balones (4) en el segundo y tercer cuarto, que en el (6) en el primero. Los 15 puntos de Tavares y los 11 de Campazzo, gobernaban de nuevo la travesía del Real Madrid que parece recobrar su rumbo.

Nico Laprovittola y Trey Thompkins, ambos con 8 puntos, mantuvieron el acierto anotador del Real Madrid en el último cuarto contra un Herbalife Gran Canaria que apenas opuso resistencia. La diferencia en el marcador, ayudó a relajar a los jugadores del Real Madrid anotando hasta 26 puntos y con la aportación del joven Tristan Vuckevic que debutó en los 3 últimos minutos del partido. Los blancos volvieron a vencer, volvieron a sumar 90 puntos y más de 100 en valoración, lo que relaja algo las exigencias de la afición madridista, siempre latente y esperando la mejor versión de su equipo para sentirse orgullosa. Cerramos como iniciamos. Caídas va a haber siempre en el baloncesto, algunas serán un rasguño y otras serán más graves, pero sí un equipo ha salido victorioso en este tipo de carreras, ha sido siempre el Real Madrid de Pablo Laso.