Se celebró este fin de semana en Duruelo de la Sierra

El Madrid Lacrosse arrasa en la Copa de España Orange

Cargando...

Los Osos ganan en la categoría masculina y las Osas y las Grizzlies obtienen el campeonato y el subcampeonato, respectivamente, en la femenina.

xxxxxxxxxx

Este fin de semana, la localidad soriana de Duruelo de la Sierra fue invadida por los jugadores de un deporte poco conocido en nuestro país, el lacrosse. Hasta allí se desplazaron desde diferentes puntos de la geografía española nueve equipos masculinos y cinco femeninos para disputar la Copa de España Orange.

En lo que a representación de la capital se refiere, el Madrid Osos y el Montes Madrid participaron en la categoría masculina y el Madrid Osas y su filial, el Madrid Grizzlies, hicieron lo propio en la categoría femenina. Cuenca Lax, Portugalete Black Crows Bizkaia, Sevilla, Alicante Barefoots, Barcelona Dracs A, Barcelona Dracs B y Salamanca Triver completaron la representación de hombres, mientras que Batuak, Barcelona Dracs W y Sevilla formaron el quinteto de equipos de mujeres.

La participación del club Madrid Lacrosse en esta Copa de España Orange no ha podido ser más fructífera. En hombres, los Osos se impusieron por 4 a 6 en una disputada final al primer equipo del Barcelona Dracs, mientras que en féminas hicieron un doblete con el título de las Osas y el subcampeonato de las Grizzlies en un encuentro que terminó con 7-4 en el marcador.

¿Qué es el lacrosse?

Tal vez a estas alturas de la noticia muchos de ustedes se pregunten qué es el lacrosse. Este deporte, nacido en Canadá y olímpico en 1904 y 1908, consiste en un partido entre dos equipos de diez jugadores –un portero, tres defensas, tres centrocampistas y tres delanteros– y gana el que más veces introduzca la bola en la meta rival. 

Esa pelota debe desplazarse por el aire y cada jugador dispondrá de un stick con una especie de bolsillo o cabeza en el extremo para capturarla y lanzarla, aunque también está permitido correr con ella en el palo. La longitud del stick variará en función de la demarcación de cada participante: el del delantero y el del centrocampista medirá entre uno y 1,10 metros; el del defensa podrá llegar hasta 1,80 metros; y el del portero oscilará entre 1,25 y 1,50 metros.

El partido comienza con un lanzamiento de la bola al aire, como en el baloncesto, y dos centrocampistas pelean por su posesión. Una vez conseguida, el campo se divide en zona de ataque y de defensa y en cada una debe haber siempre cuatro jugadores del equipo defensor y tres atacantes. Aunque no sea su demarcación inicial, cualquiera puede entrar en esas zonas cambiándose por un compañero, por lo que la táctica tiene un peso importante en el transcurso de los partidos. 

La principal diferencia entre la modalidad masculina y la femenina reside en los contactos. En hombres están permitidos los golpes en el stick, en las manos y los placajes siempre y cuando sean por delante y entre la cintura y el pecho, mientras que en las mujeres sólo se puede contactar en la cabeza del palo.

Este podría ser un resumen aproximado del lacrosse, pero no hay nada mejor que verlo en vivo y en directo para saber en qué consiste. Bueno, probablemente si haya algo mejor que presenciar un partido o un entrenamiento: probarlo.