Jª 7 – ATLÉTICO DE MADRID 1-0 A.D. UNIÓN ADARVE

El líder vence al mejor Adarve de la temporada

Cargando...

Un solitario gol de Sergio Camello en la segunda mitad permite al club rojiblanco seguir en cabeza de esta liga. Por su parte, el Unión Adarve se va del Cerro del Espino con la cabeza más que alta.

xxxxxxxxxx

Precioso partido el que hemos presenciado entre dos equipos opuestos en todo: primero contra undécimo, juego de toque contra juego de mordiente, y deseo de ganar la liga contra deseo de mantener la categoría.

Comenzó el partido y, por raro que parecía, era el Adarve quien dispuso de las primeras ocasiones. Un gol anulado por mano previa y un chut de Pérez que se fue alto tras saque de esquina fueron los primeros acercamientos para unos lobos que, hoy más que nunca, sudaron la camiseta. Un tiro flojo de Germán fue la primera contestación de los locales, que detuvo sin problemas Monte.

Si algo es “gen Adarve” es la presión más que intensa que ejercen. El Atlético intentaba salir tocando desde su portero, pero dicha presión de los chicos de Vázquez hacía que Gómez tuviera que jugar en largo a sus compañeros más adelantados.

En los momentos posteriores hubo alguna ocasión para ambos equipos pero ninguna de peligro real. Un remate de Jaime, el capitán visitante, que Gómez envió a córner para los visitantes, y un tiro alto de Sanabria para los locales resultaron poco efectivas.

En una jugada con varios rebotes y embarullada en el área atlética que terminó finalizando Quique pudo llegar la sorpresa, una sorpresa para quien no estuviera presenciando el partido, desde luego.

Terminó la primera parte con una nueva ocasión para los lobeznos pero sin amenazar al guardameta. Al descanso, 0-0.

A saber qué diría Carlos González a sus chicos en el vestuario. Los rojiblancos fueron un auténtico vendaval durante los primeros 15 minutos del segundo tiempo, momento en el que llegaría el único gol del partido.

Primero, un defensa visitante taponó un chut de Teguia dentro del área. Dos minutos más tarde, Camello picó el balón tras un desajuste defensivo pero se marchó por el lateral. Posteriormente, Carlos Daniel salvó bajo la línea un gol cantado de Salido. Pero a la cuarta fue a la vencida. Robo en el medio del campo para que Camello incidiera en el área para terminar cruzando el balón, ante el que Monte no pudo hacer nada.

Desde este momento, el Atlético controló el juego de cabo a rabo. Cierto es que hasta los minutos finales donde se rompió el partido, no dispusieron de situaciones claras de gol, pero tampoco se las provocaron. A sus rivales les hizo mucho daño el gol. Mucho. Veían cómo sus esfuerzos del primer tiempo habían quedado en vano. Además, varios de los cambios fueron por lesión. Eso, más el tremendo esfuerzo físico pasó factura.

Los últimos minutos del partido, ya con el partido roto, fueron preciosos para los espectadores. Monte detuvo un mano a mano a Camello, que hubiera supuesto el punto y final del encuentro. En alguna ocasión más pudo llegar el segundo tanto, pero la mala toma de decisiones hizo que no llegara en ningún momento. El conjunto del barrio del Pilar tuvo otro cabezazo de Jaime y un chuto de Quique, pero no pudo ser. Final, 1-0.
La próxima jornada el Atlético visitará al Leganés, mientras que el Adarve recibirá al Alcorcón.

 

Ficha técnica