Vuelta 1/4 Copa del Rey. Rayo Vallecano 0-0 Athletic Bilbao

El Rayo se despide de la Copa del Rey

Cargando...

El Rayo Vallecano no consiguió marcar el tanto que necesitaba para pasar a semifinales y cae en cuartos de Copa del Rey ante el Athletic de Bilbao tras perder en la ida 2-1 y empatar en la vuelta 0-0. Los chicos de Ángel Dongil lo intentaron hasta el final, pero la falta de fortuna y la madera se toparon en el camino

xxxxxxxxxx

Talleres Jaén (1200x200)

Lucha, entrega y coraje demostró el Rayo Vallecano en el partido frente al Athletic de Bilbao para darle la vuelta a la eliminatoria y conseguir el pase a semifinales. Con esa intención, Ángel Dongil, volvía a contar con la referencia en punta del máximo goleador del equipo, Sergio Moreno –en el segundo tramo de la temporada estuvo con el Rayo B- . El Rayo necesitaba al menos marcar un gol y que el Athletic no consiguiese marcar ninguno para obtener el pasaporte y colarse entre los cuatro mejores de la competición. La misión era darle la vuelta al 2-1 cosechado en el partido de ida en Lezama.

Desde los primeros compases, ambos equipos mostraron su máximo respeto oponente, pero Núñez empezó avisando en un disparo que se machó por el lado izquierdo de la portería de Dani Merino. Muy pronto el Rayo empezó a sentirse cómodo sobre el terreno de juego, con tranquilidad y compromiso de anotar el primero. Javi Rubio encuentra un pase para Alberto, que tras un chut cruzado metió el miedo en el cuerpo a los visitantes. El Athletic no quería darse como vencedor, y también buscaba el primero para no pasar apuros, cuando Mendibelzúa desde el corazón del área encuentra la oportunidad de asustar a Dani Merino tras un tiro que se marcha por el lado izquierdo.

En el tramo final de la primera parte, el Athletic quiso dar un paso al frente ante el dominio del Rayo Vallecano. Un duelo de poder a poder entre el campeón del Grupo IV y el segundo clasificado del competitivo Grupo V de División de Honor. 

Tras la reanudación, Aritz Solabarrieta decidió mover el banquillo, dando entrada a Juan Artola y Gorka Estrada en lugar de Mendibelzúa y Gorka Aguirre. Fue entonces cuando los de Ángel Dongil volvieron a la carga para cantar el primero de la mañana, cuando Javi Rubio buscó la chilena y sorprender a Llorente. El Rayo necesitaba tan solo un tanto para lograr el pase y seguir soñando en la competición. Javi Rubio y Sergio Moreno se pusieron manos a la obra para hacer el primero en una jugada por el costado derecho del campo 5 de la Ciudad Deportiva, pero la falta de fortuna en los metros finales y la seguridad de la zaga visitante impedían que el cuero traspasase la línea final. 

Ángel Dongil decidió mover el banquillo, dando entrada a Álvaro Merencio –la promesa del Rayo Vallecano que anotó el único tanto rayista en Lezama- en lugar de Pedro Martínez. El Rayo quería llevar la iniciativa del partido, en busca de ese tanto que le hacía falta para imponerse al equipo del norte. Cuando aún faltaban 20 minutos para el final, Ángel se ve obligado a abandonar el terreno de juego, tras llevarse la mano a la parte trasera del muslo y no poder continuar. En su lugar salió Migallón. 

Hasta el final el Rayo Vallecano sacó su orgullo y su casta a relucir, donde la ilusión por hacer algo bonito en Copa del Rey estaba vigente y era una realidad. Cuando todo parecía estar visto para sentencia, Martín volvió a saltar sobre el área, pero esta vez el cabezazo estrelló el balón en la madera a falta de dos minutos para llegar al noventa. El equipo nunca perdió la fe en darle la vuelta a la eliminatoria y lo intentó hasta el final, tras plantarle cara al Athletic de Bilbao. 
El empate a cero en la vuelta fue insuficiente para levantar el 2-1 de la ida en Lezama. El Rayo de Ángel Dongil se despide de la Copa del Rey en cuartos de final, tras realizar una temporada inmaculada en todas las competiciones. Este equipo dará mucho que hablar…

Ficha técnica

Imagen de portada y ficha técnica Twitter Oficial: @RayoVallecano