16ª J. - CD Leganés 2-1 Real Madrid

La actitud del Leganés congela al Real Madrid

Cargando...

Un Leganés convencido doblega en el descuento al juvenil de Guti remontando el golazo inicial de De La Fuente. Los madridistas no aprovecharon sus ocasiones, algo que sí hizo Joaquín anotando su decimotercer gol en esta temporada. Euforia en el Anexo de Butarque con un Leganés que encadena su quinto encuentro sin conocer la derrota. 

CD Leganés 2-1 Real Madrid CD Leganés 2-1 Real Madrid CD Leganés 2-1 Real Madrid

Mucha expectación en el Anexo de Butarque y mucho frío. El Real Madrid buscaba resarcirse de su última derrota liguera en Alcobendas tratando de llevar la buena versión vista en su clasificación ‘in-extremis’ en la UEFA Youth League. Por su parte, el CD Leganés estaba ante una de las grandes citas de la temporada buscando prolongar esa buena dinámica de resultados que viene firmando.

El Real Madrid comenzaba dominando la posesión de juego buscando los primeros balones en largo intentando conectar con Pedro. Precisamente en la sala de máquinas madridista se encontraba Antonio combinando en muchas ocasiones con Miguel Gutiérrez con paciencia con la defensa en la salida de balón. A base de esta tranquilidad, el conjunto dirigido por Guti logró encontrar una de las primeras ocasiones de peligro para adelantarse en el partido. La tendría Sergio, que gracias a su internada por banda derecha propiciaba el primero de los muchos saques de esquina del partido.

El Leganés salió a hacer su papel y en este guión no estaba esconderse. Todo lo contrario, los de Roberto Rodríguez respondían al filial madridista con sus ataques aprovechando los espacios en defensa del Real Madrid. A los pocos minutos del inicio del encuentro, y en uno de los ataques pepineros, el banquillo local reclamaba penalti por una posible mano en la primera aproximación a la portería defendida hoy por Adrián. Esta jugada no se quedaría en una simple aproximación puesto que daría lugar al primer saque de esquina también del CD Leganés, prácticamente después del primero madridista.

El filial madridista daba la sensación de comodidad con la pelota y se mostraba muy seguro sacando el balón desde atrás, aunque no terminase de conectar con los hombres de ataque y por ello no veían puerta sus remates. La sensación de peligro era mucho mayor que la realidad de las jugadas al pasar del centro del campo. Como ya veríamos en otros partidos del conjunto local, el Leganés se mostraba muy serio y concentrado en tareas defensivas y, repetimos, sin esconder sus cartas. Esta vez, sería Joaquín el protagonista del peligro poniendo un balón al área que tampoco encontró rematador.

El Real Madrid continuaba con sus ideas claras, y gracias a una buena combinación de pases, Pedro y Alberto conectaban para que, este último se plantase en el área y errase en uno de los intentos por deshacerse de la presión local. La salida del balón del conjunto visitante no sólo iba a centrar los focos de su posesión sino también sería la raíz del primer gol. Pues De La Fuente reclamaba el balón desde su posición en la defensa para que con un soberbio disparo, y desde su propio campo a la altura del centro de la medular, marcase uno de los goles de la jornada del DH5 ante la mala posición de Jaime. El juvenil de Guti lograba romper el hielo en el marcador y lo haría desde lejos, ante las múltiples ocasiones fallidas de ataque.

El Leganés no se vino abajo con el gol merengue y siguió buscando su oportunidad. También era Joaquín, esta vez, el que llevase el peligro a la portería defendida por Adrián, aunque el portero madridista destacó por su concentración durante esta primera mitad. Papeles cambiados en cuanto a la reacción por el gol, puesto que sería la defensa madridista la que más imprecisiones encadenaría en los minutos posteriores al gol.

El Real Madrid se lanzó -de nuevo- al ataque y esta vez sería Pedro el que tuviera la oportunidad de firmar el segundo, aunque su disparo lo rechazase cómodamente Jaime. De La Fuente no sólo estuvo acertado -y de qué manera- en ataque sino también imperial en defensa, pues frenó una ocasión muy peligrosa del Leganés para empatar cuando Olmo se aproximaba por banda izquierda a poner un centro con muchas posibilidades de gol.

Una de las pocas opciones que le quedaban al Real Madrid para hacer daño a la defensa pepinera era lanzarse al contraataque aprovechando esos espacios que dejaban los locales en el repliegue. En una de estas oportunidades el filial madridista atacaba en superioridad numérica, aunque Alberto fallase de nuevo en la finalización pasando el balón a un compañero que ya estaba en posición anti-reglamentaria.

Otro partido en el que la mala suerte -transformada en lesión- la tomaba con el CD Leganés. Esta vez tendría que ser el capitán -Ayuso- el sustituido tras sufrir una lesión en su pierna derecha, teniendo que salir Madrid en su lugar al borde del descanso.

Con la ventaja mínima del Real Madrid se llegaba al descanso en el Anexo de Butarque con un conjunto visitante queriendo sacar el balón jugado desde la paciencia pero que no terminaba de transformar todo el peligro que deberían haber encontrado sus ocasiones. Por su parte, el CD Leganés -pese a ir perdiendo- no daba la sensación de derrota, más bien todo lo contrario; en el momento en que tuviera más fortuna en sus remates y en la finalización de sus jugadas, se iba a meter de nuevo en el partido.

Con la vuelta de los jugadores al terreno de juego daba lugar el comienzo de la segunda mitad con los mismos papeles. El Real Madrid continuaba elaborando las jugadas desde la calma y la tranquilidad defensiva y sin poder enganchar un remate que diera el peligro necesario en las ocasiones. Algo sí había cambiado y es que el conjunto de Guti atacaba con más frecuencia pasándose la mayoría de los minutos iniciales en campo rival, algo que dificultó mucho los ataques del CD Leganés. El conjunto local no encontró otra forma de atacar que a la contra, y así fue como llegó la primera amarilla del encuentro. Sería para Antonio por un agarrón sobre Samu cuando se marchaba con dos compañeros más y un único defensa rival.

Momento de cambios para José M.ª Gutiérrez “Guti” buscando meter una marcha más al partido para resolverlo cuanto antes previendo que el tiempo se podía volver en su contra. El Madrid aumentaba el número de sus ocasiones pero no conseguía aumentar el peligro de las mismas. Casi todas estas jugadas tenían como objetivo el remate de Pedro, aunque en muchas no lo encontrasen, y en las que sí, las rechazaba -sin mucho esfuerzo- Jaime. El Real Madrid buscaba cerrar el encuentro mientras veía como -con el paso de los minutos- este se iba abriendo cada vez más para alegría de sus rivales.

La tensión cada vez era más palpable en el ambiente y el árbitro tuvo que tomar medidas para frenarla. Martínez Madroñal tendría que amonestar a Pedro por un empujón en el área que dio paso a un pequeño enfrentamiento entre jugadores que, afortunadamente, no pasó a mayores.

El CD Leganés -convencido de sus capacidades- se lanzó al ataque aprovechando este vacío momentáneo en el dominio del partido. Lo haría aprovechando pases a la espalda de la defensa madridista que encontraban peligro, como la jugada del minuto 27’ donde Samu aprovechaba para enviar un pase, potente, de la muerte que no encontró otro remate que el de la defensa merengue para despejarlo a saque de esquina.

La defensa visitante no encontraba otra manera de achicar aguas que no fuera el saque de esquina, y el Leganés no lo iba a desaprovechar. El peligro aumentaba y uno de estos saques de esquina hizo trabajar -y mucho- a Adrián para sacar lo que hubiese sido un gol olímpico. Minutos después, y tras una falta muy peligrosa al borde del área, de nuevo el portero madridista tendría que lucirse para evitar un empate cada vez más cercano.

Menos de diez minutos para el final del encuentro y el Real Madrid -pese a la ventaja mínima- estaba dedicado a defender el resultado ante los ataques pepineros convertidos ya en una constante. De nuevo aprovechando la espalda de la defensa rival, Stephen se colaba en el área por banda derecha para poner en bandeja a Joaquín el gol del empate. Lo estaba mereciendo el equipo pepinero que en ningún momento le perdió la cara al partido. Decimotercer gol del delantero local que ponía “patas arriba” el encuentro.

Sin tiempo para reaccionar, ambos equipos tendrían que lanzarse en busca de que un gol desequilibrase la balanza a su favor. El reciente gol de Joaquín pareció influir más en este final de partido pues sería el Leganés quien tuviese las oportunidades más claras con la combinación de pases entre Iker Muñoz y el propio Joaquín. Entrando ya en el descuento, y tras otro saque de esquina, Gudi remataba a gol y culminaba la remontada del CD Leganés de nuevo en el tiempo añadido como ya hiciese frente al Real Valladolid.

Pese a firmar el 2-1 en el descuento, el partido se alargó unos minutos más. Concretamente hasta el 95’, ante las protestas del banquillo pepinero que vio cómo uno de sus delegados sería expulsado. El nerviosismo también llegó al terreno de juego, pues Stephen vería una tarjeta amarilla tras provocar una falta al borde del área y disparar las posibilidades de empate del filial blanco.

Finalmente, la ocasión no encontró remate y con esta jugada se llegaba al final del encuentro para euforia del público local. El Real Madrid saldría castigado con una derrota por su falta de eficacia del Anexo de Butarque. Gran parte de culpa del mal madridista en esta jornada la tendría el conjunto de Roberto Rodríguez que, conscientes de sus capacidades, estuvo muy bien plantado durante todo el partido y aprovechó -merecidamente- sus ocasiones para remontar el partido.

Ficha del Partido

CD Leganés: Jaime; Jon, Olmo, Ayuso (Madrid 44’), Nacho, Stephen, Fer, Facu, Joaquín, Samu e Iker Muñoz.

Real Madrid: Adrián; Sergio, Miguel Gutiérrez, De La Fuente, Víctor, Antonio, Alberto, Mohamed, Pedro, César y Miguel Baeza.

Goles: 0-1, De La Fuente (min. 24’). 1-1, Joaquín (min. 82’). 2-1, Gudi (min. 90’).

Árbitro: Óscar Martínez Madroñal tuvo que amonestar con tarjeta amarilla por parte del CD Leganés a Fer (min. 45’) y a Stephen (min. 95’); y por parte del Real Madrid a Antonio (min. 56’), a Pedro (min. 69’), y a Agusto (min. 90’).

Incidencias: partido correspondiente a la 16ª jornada del campeonato nacional del grupo V de División de Honor de Juveniles disputado en el Estadio Anexo de Butarque Jesús Polo ante unos 350 espectadores.