Juan Quero: "Hoy por hoy no concibo un Fuenlabrada fuera del play-off"

Cargando...

El pequeño mediocampista del CF Fuenlabrada repasa para Pobla FM toda la actualidad del conjunto azulón. Además de rememorar tiempos pasados con el Numancia y su Rayito. Y reviviendo con anécdotas sus experiencias por su paso en el extranjero.

xxxxxxxxxx

FERRETERIA ORTIZ 1200 200

Los veranos en el fútbol de bronce son un auténtico vaivén. Jugadores que llegan y ocupan el lugar de aquellos que se van. En el CF Fuenlabrada no se quedan aislados de ese mercado, y el pasado verano con el objetivo de crecer todavía más como club, hizo sus propios movimientos. Y en uno de ellos iba a llegar el protagonista de esta entrevista. Un jugador curtido en mil batallas distintas. Nacido en el "Valle del Kas" un 17 de octubre de hace 33 años, cambió su vida de ocio y sentó la cabeza formando una familia. Como buen libra que es demostró ser un tipo muy equilibrado tanto en el fútbol como fuera de él. Alguien tan noble y humano que renuncia a buenos contratos en la India por no ver llorar más a su hijo cada vez que se tiene que ir. Lo que demuestra que Juan Quero, lo único que tiene pequeño son los 158 cm de estatura. Porque en lo demás es alguien muy grande. Grande como el jugador veterano que es a la hora de apoyar a los futbolistas noveles. Grande para no olvidar nunca la oportunidad que le brindó el Numancia. Grande para buscarse la vida por lugares recónditos como Bolivia,Tailandia o la India como cuando charló hace un tiempo con José Luís Poblador. Y todo eso tras ver como cierta persona le cerraba la puerta de su querido Rayito, lo que le hace todavía mucho más grande. Como también es grande por tener el ascenso a segunda división del CF Fuenlabrada entre ceja y ceja para poder dedicárselo, por igual, a su familia y a la afición kirika. Y grande fue también esta entrevista que Juan Quero nos concedió, en cuerpo y alma, para Pobla FM.

Bueno Juan, parece que poco a poco el equipo quiere meter la directa en liga.

Sí, estamos en una dinámica muy buena. Hay una gran unión en el equipo y eso ayuda para sacar adelante partidos que se han puesto cuesta arriba, porque tener un gran grupo es fundamental para nuestro objetivo.

De Ferrol saldrán líderes pase lo que pase. ¿Eso puede ser un arma de doble filo?

Yo creo que no. El equipo saldrá como siempre a buscar la victoria. Los partidos son un mundo porque muchas veces no sale como uno espera y pierdes. Pero esa no es nuestra mentalidad puesto que saldremos a por los 3 puntos para seguir con esta dinámica ganadora.

Imagino que una de las claves de este equipo es el ambiente que hay dentro del vestuario.

Por supuesto. Como te dije antes este grupo de jugadores está muy motivado por conseguir algo muy grande en Fuenlabrada, y estamos intentado que ese sueño se haga realidad.

 ¿Cuál fue la primera impresión que se llevó de sus nuevos compañeros?

Muy buena porque ya conocía a muchos de estos jugadores. Hay un curriculum muy bueno dentro del vestuario que sirve para saber lo que has vivido años atrás. Pero actualmente sabemos que estamos en 2ªB, que este club está haciendo las cosas bien, y si seguimos jugando así podremos ascender al Fuenlabrada a segunda división que es el motivo por el que estamos en este club. Atrás queda ya eso de “vamos a jugar play-off y a ver qué pasa” porque este equipo está hecho para lograr el ascenso de categoría. Ahora el objetivo es seguir sumando para tener una gran diferencia, porque esto es muy largo y podría aparecer por el camino alguna vaca flaca.

¿Qué conocía del CF Fuenlabrada antes de firmar?

Conocía su proyecto ambicioso por crecer deportivamente y el play-off que realizaron la temporada pasada. También a gente que trabaja dentro del club, entre ellos uno de sus grandes pilares como es Miguel Melgar, y por eso hoy estoy aquí.

¿Qué tal están llevando ser el rival del Real Madrid en copa?

Muy bien. Para nosotros ha sido muy bueno tener que jugar contra el Real Madrid. Porque tener delante al mejor equipo del mundo es algo que siempre motiva. A nivel de club igual porque se están dando a conocer a nivel mundial y eso siempre es muy importante. Hoy por hoy que el CF Fuenlabrada tenga nombre gracias a ese “Fuenlabrada – Real Madrid” en países de Asia o Sudamérica dice mucho. En la ida perdimos 0-2 pero al menos pudimos competir, y en la vuelta volveremos a hacerlo.

El día 28 vuelve al estadio donde debutó en primera división. ¿Qué recuerdos le vienen de aquel partido?

Muchísimos. Fue uno de los días más felices de mi vida. Debutar en primera división y en el Santiago Bernabéu. Es algo que nunca voy a olvidar porque jugar en primera era un sueño que pude cumplir. Y ahora quien me diría que iba a volver a jugar en este estadio. Jugar contra el Real Madrid es un premio al trabajo realizado por pasar esas tres eliminatorias, y dicho premio lo estamos disfrutando mucho, sin olvidarnos que nuestra gran batalla está en la liga.

Hablando de aquel partido con el Numancia. ¿Qué recuerdos guarda de su paso por Soria?

Muy buenos porque el Numancia me marcó en el mundo del fútbol. Con ellos pude jugar de manera profesional ya desde segunda división gracias a Pacheta que, por entonces, era el director deportivo y yo fui su primer fichaje que firmó. Esa temporada fue inolvidable con el ascenso a falta de 5 o 6 jornadas del final de liga. Después el poder vivir la experiencia de jugar en primera. La afición numantina me tenía allí como el niño mimado. En resumen, el Numancia siempre va a estar en mi corazón.

Viendo como están en la actualidad, ¿No le recuerdan al Numancia con el que ascendió?

Pues la verdad que sí, me recuerdan muchísimo a aquel equipo de cuando yo jugaba. El Numancia es un club muy serio con un presidente que sabe cómo hacer las cosas. Ellos no te prometen cobrar 500.000 euros. Te dicen desde un principio lo que hay, y eso los hace ser un ejemplo de club. A la actual plantilla se la ve unida y motivada cuando no cesan de sumar puntos, y ojalá lleguen a las 10 últimas jornadas con opciones de pelear el ascenso, porque si llegasen tendrán muchas opciones de dar la campanada.

Supongo que de ellos hablará mucho con Juanma Marrero.

Sí claro, siempre solemos comentar cada semana cómo va el Numancia y cómo están haciendo de bien las cosas o hablamos de recuerdos vividos en Soria. Sobre todo porque Juanma pasó más tiempo que yo por allí. Y el cariño que les tenemos es muy grande.

De Soria a Vallecas. ¿Qué se siente cuando uno se pone la franja?

Llevar la franja es indescriptible. Más todavía porque el Rayo es el equipo de mi barrio, de donde yo salí. Finalizada la temporada tuve ofertas para seguir en primera, pero aposté por jugar en Vallecas porque mi corazón era lo que me pedía en ese momento. Y ponerme esa franja tal como me has dicho era una de mis mayores ilusiones.

¿Qué valoración hace de su etapa en el Rayo?

Fue una temporada que se dieron circunstancias de todo tipo en el vestuario, pero no con compañeros ni mucho menos, sino en el club. Cambió absolutamente todo porque desde diciembre ya no cobrábamos. Nos alimentaban de promesas y nos decían que no nos preocupásemos. Fue una temporada tan mala que, si lo recuerdas, logramos la permanencia en la última jornada. Y al año siguiente se me clavó una espina por no poder ponerme la camiseta del Rayito más, debido a que hubo una persona que no quiso que me la pusiese. Por mucho que entrenase o estuviese allí no quería que continuara. Ante eso no podía hacer nada, y no me quedó más remedio que coger las maletas e irme a otro lugar cuando, realmente lo que quería, era demostrar a mi gente, a mi afición, y mis vecinos de Vallecas que podía jugar en el Rayo. Y la espina de esa temporada, hoy por hoy, la sigo teniendo porque a partir de ahí, y tras superar esos cambios, el equipo se fue asentando hasta lograr el ascenso a primera. Y además llegó un entrenador como Paco Jémez que vino a cambiar para bien el club. La pena fue ese descenso tras el partido de Anoeta porque tanto Paco y los jugadores merecieron acabar esa época en primera división por las cosas importantes que hicieron dentro del Rayo.

Con Juan Quero tras una gran entrevista para Pobla FM

¿Cómo ve desde fuera todo lo que rodea al entorno rayista?

Bueno, lo ves. Ves cosas que suceden, otras que te van comentando, y otras que van pasando que me dan pena. Por la afición, por la gente que ha estado allí tantísimos años y se están marchando del Rayo por las cosas que están sucediendo dentro del club. Deportivamente tanto el Rayo como el Rayo “B”, tienen dos grandísimos entrenadores como Michel y Luís Cembranos que están demostrando que el Rayo funciona. Que tienen muy buenos jugadores que quieren competir e intentar subir también a primera división. Al igual que el filial está haciendo muy bien las cosas y son serios candidatos para volver a 2ªB. Lo que pasa que no puedo opinar mucho al no estar dentro del club. De estar dentro otro gallo cantaría, pero al estar fuera… ¿Qué voy a decir que no se sepa ya?

Estando sobre el césped. ¿Qué sentía al oír de fondo himnos como “la vida pirata” o el “a las armas”?

(Sonríe) Eso era increíble. Jugáramos donde jugáramos la afición rayista estaba ahí. Fueran 100 o 600 km de distancia estaban siempre con el equipo. Quizá por eso el Rayo es el Rayito. Da igual que estén en 1ª, 2ª o 2ªB, eso les da lo mismo porque siempre se encontraban en cada estadio que jugaba de visitante. Por eso a cualquier jugador le gustaría jugar allí. Por esa comunión entre jugadores y equipo que siempre han estado unidos, quitando alguna excepción como ha ocurrido en todos los equipos. Pero la afición del Rayo siempre va a muerte y eso es lo bonito del fútbol.

Fuera de España, ¿En qué país disfrutó más del fútbol?

Posiblemente en Bolivia porque fue donde más cariño sentí al volcarse la gente conmigo, y por vivir la experiencia de jugar una Copa Libertadores con Oriente Petrolero. Su afición y los bolivianos me llegaron muy dentro… (se emociona) Jo Javi es que me hablas de equipos que son parte de mi vida como han sido el Numancia, el Rayito o el Oriente Petrolero. En el caso de Oriente Petrolero me acogieron como si fuera el presidente. De hecho, su presidente me tuvo como si fuese un hijo. En liga es cierto que al final acabamos en cuarta posición a las puertas de poder pelear el campeonato. Lo especial que fue jugar la Copa Libertadores, o el jugar ante 50000 personas. Era salir a la calle y toda la gente te conocía y te paraban. En Bolivia, como en el resto de Sudamérica, se vive mucho el fútbol, y ver que conforme pasan los años y que hoy por hoy me apoyan y me siguen hacen que mi estancia en Oriente Petrolero y en Santa Cruz de la Sierra sigan en mi memoria.

¿Y del resto de países que me puede contar?

En Tailandia y la India viví completas aventuras. Para empezar, déjame que te cuente una anécdota de mi paso por Dubái. Era la primera vez que salía al exterior, y cuando llegué me quitaron el pasaporte y yo preocupado en cómo podría salir del país en un futuro, porque nunca me había sucedido eso hasta entonces (risas). Por suerte se solucionó y al cabo de un tiempo acabé en Tailandia. Allí pude vivir junto a mi familia y me sentí francamente bien quitando porque el vecino… ¡tenía un elefante como mascota! Menudo susto me dio una noche el paquidermo (risas). Dejando eso aparte, Tailandia es un país encantador y su gente espectacular, y por eso pude vivir allí unos años muy buenos.

De ahí fui a la India donde permanecí un año y medio. Posiblemente allí fue donde peor me sentí, no en el ámbito futbolístico porque fue muy bueno, sino porque mi mujer estaba embarazada, y mi hijo ya empezaba a saber que su papá estaba fuera y quería verme. De hecho, yo tenía bastantes ofertas para seguir jugando en la India, pero la familia es mucho más importante que el dinero. Ver llorar a mi hijo cuando me tenía que ir a la India me hizo recapacitar, y esa fue otra de las cosas que me hizo estar hoy por hoy en Fuenlabrada. Ojalá también por ello podamos lograr algo tan bonito como es el ascenso.

Volviendo al CF Fuenlabrada, ¿El partido contra el Sanse es el mejor que hizo a nivel personal como azulón?

Bueno, siempre que saltó al césped intento hacerlo lo mejor posible. También te digo que sin mis compañeros no sería ni la mitad de lo que soy, porque para eso ni soy Messi ni soy Cristiano. Entre todos intentamos hacerlo lo mejor posible. El partido contra el Sanse se asemejó mucho al de Toledo porque jugamos bien, y por la forma que lo afrontamos al ir por detrás en el marcador. A nivel personal me siento mejor sobre el césped, una vez recuperado físicamente, y tanto si son los 90 minutos como si sólo son 5, procuro darlo todo en cada partido.

¿Qué les dice a los jugadores de la cantera, o a los jugadores más jóvenes del vestuario?

(Risas) Siempre les estoy pinchando y haciéndoles bromas para que estén cómodos en el vestuario. Porque yo también fui joven y siempre me gustó que estuviesen al lado mío los veteranos. Intento hacerles el día a día más llevadero. Ayudarles en todo lo relacionado con el fútbol y fuera de él. Aconsejarles en la vida para que no cometan errores que yo un día siendo joven tuve. Siempre intentó aconsejarles para bien porque muchos de ellos tienen mucha técnica y clase, y espero que puedan llegar en el fútbol muy lejos.

¿Le preocupa que la afición y la prensa ya piensen en un supuesto play-off con tan sólo un 37% de liga disputado?

No. Ellos tienen que pensar que el equipo está fuerte, que el equipo quiere estar, y debe de estar dentro de ese play-off. Porque te lo digo sinceramente, pero hoy por hoy no concibo a un Fuenlabrada fuera del play-off. Y como yo cualquier compañero (por ejemplo Paco Candela) o el míster te va a decir igual que no ve al Fuenla fuera del play-off. Ahora bien, lo mismo en 4 meses te digo “madre mía la que hemos liado”. Pero actualmente estamos en una dinámica que tenemos que aprovecharla a tope para coger un colchón con nuestros perseguidores, por si en un futuro atravesásemos un bache de juego poder seguir esta trayectoria. Porque el Fuenlabrada tiene que estar en el play-off y a poder ser como primeros.

¿Cómo es un día cualquiera en la vida de Juan Quero?

Tengo una vida muy sencilla. En años atrás te hubiera dicho otra cosa diferente, pero ya cuando tienes una familia con hijos sales de aquí y vas a comer a casa. Voy a recoger a mi hijo al colegio, y aguantarle porque es un pesado (risas). Sólo quiere que juegue al fútbol con él o que le lleve a un parque de bolas. Ahora mismo tiene una edad que no tiene deberes, pero es que sin con 4 y 5 años ya los tuviera apaga y vámonos. Se pasa todo el día jugando, y además tengo otra hija de un año… imagínate, peleas constantes entre mi mujer y yo (risas).

Para ir finalizando, respóndame al siguiente cuestionario:

 

Un lugar de Madrid

Vallecas

Un futbolista

De mi infancia Butragueño, hoy por hoy Cristiano Ronaldo

Un gol

El que marqué con el Numancia ante el Tenerife que suponía casi el ascenso matemático (Jornada 36 temporada 07/08. El partido acabó 4-2, y el gol de Quero era el 1-0)

Un partido

Real Madrid – Numancia. Mi debut en primera

Una manía

Como tal no tengo. Suelo salir el último al campo, pero si algún compañero tiene esa superstición se la dejo. No hay problema

Y la última. ¿Se imagina un final de liga con el Rayo y el Numancia en primera, y con el Fuenlabrada en segunda?

¿¡Dónde hay que firmarlo!? ¡Lo firmo ya!