Kamchatka On Tour: blanco sobre Hay-on-Wye

Cargando...
xxxxxxxxxx
Hasta en un mal día en lo climatológico y de planificación Gales es capaz de regalarte un lugar como Hay-on-Wye. Escribo desde el Oscar's Bistró donde comemos unos sándwiches, sopa de verdura y ensaladas. Nuestra hora de sentarse a la mesa fue incompatible con The Black Lyon, un lugar más que recomendable y en el que sólo nos tomamos unas cervezas.
A los galeses parece gustarles lo de entrar en el libro de los récords, contrastados los datos y tal y como os apunté en otra entrada St David's es la ciudad más pequeña del mundo y la que hoy nos ocupa Hay-on-Wye es la "Capital Mundial de Libro de segunda mano".
 
 
Richard Booth, hijo de mecánico que logró licenciarse en Oxford no buscó la fama fuera y lo hizo en su Gales natal, soñó que su encantador pueblo lo fuera aún más siendo el centro del mundo de los libros. Desde 1961 hasta hoy más de 40 librerías pueblan sus calles, perfectamente acompañadas de otras tiendas, da igual el género, no desentonan.
 
 
Hay-on-Wye también consiguió ser la guía de otras más de sesenta ciudades en el mundo con la vallisoletana Urueña entre ellas. Pasear por este pueblo gales en la misma frontera con Inglaterra, con encanto tras cada esquina se hace con comodidad, sin apreturas, disfrutando cada segundo. Cada escaparate es una invitación a pararte y entrar en sus tiendas o cafés. Y cuando se acaban sus calles comienza la aventura de descubrir   el Valle del Wye.
Otro de los alicientes de viajar hasta aquí es atravesar a la ida o la vuelta el Parque Nacional de Brecon Beacons con imágenes como las de la montaña Pen y Fan, la más alta del sur de Gales.
La vuelta a nuestra aldea ha estado pasada por tormentas que sólo nos han dejador ver la terrorífica silueta de Carreg Cennen Castle, bajo el que reposa dormido uno de los Caballeros del rey Arturo. Leyendas galesas que se cuentan en noches como las de hoy tras las calles desiertas de pueblos tan pintorescos como Llandeilo, a sólo unos kilómetros del caballero dormido. Aunque os parezca increíble las fotografías están tomadas a las nueve de la noche. Desde Gales.... Malos sueños