Guijuelo - Navalcarnero (1-1)

El Navalcarnero insiste y amarra un punto en Guijuelo

Cargando...

El conjunto de Fran Garrido logró un más que merecido empate en Guijuelo gracias al gol en el descuento de Pedro Astray, tras desaprovechar innumerables ocasiones durante todo el encuentro. 

 

xxxxxxxxxx

Insistir, insistir y volver a insistir. Cuando algo no llega, al menos, que no te digan que no lo has intentado. El esfuerzo, casi siempre, tiene recompensa. Así se resume la tarde del Navalcarnero en Guijuelo. Los rojiblancos se tuvieron que conformar con un empate, que llegó al filo del pitido final, a pesar de disponer de innumerables ocasiones para lograr unos tres puntos que lo sacaban del 'play-out'. El 1-1 fue el resultado final. Premio insuficiente para el conjunto de Fran Garrido, con un fútbol brillante en muchas fases del encuentro. La victoria pudo llegar en el descuento, en un disparo de David del Pozo detenido por Felipe Ramos.
Las bajas obligaron a Fran Garrido a colocar un once poco habitual. El canterano David López acompañó en el centro de la defensa a Manu Jáimez y Abu sustituyó a Joya, lesionado en el último partido ante el Salamanca, como mediocentro. Juan Esnáider regresaba a la titularidad tras su estreno goleador en la pasada jornada. Además, Héctor Pizana ocupó la portería en un escenario conocido para él (estuvo cedido en el Guijuelo el curso pasado). Antes de arrancar el choque, José Antonio, capitán este domingo, entregó una caja repleta de juguetes en colaboración con la jornada solidaria organizada por el Guijuelo. 
Los salmantinos castigaron la falta de puntería del Naval, que en la primera mitad pudo marcharse a la caseta con más de un gol en su casillero. Los palos y Felipe Ramos mantenían el cero en el marcador. Si perdonas, lo pagas. Y así ocurrió. El Guijuelo se adelantó en el marcador gracias a un cabezazo de Iván Pérez a la salida de un córner. Tocaba remar. Y el Barquito se puso manos a la obra. Esnáider y Joaquín rozaron el empate en consecutivas aproximaciones. Jesús Mena, minutos después, envió un saque de esquina al larguero. 
El atasco en ataque continuó durante toda la segunda mitad. La portería del Guijuelo se convirtió en un muro impenetrable. El Naval llegaba y llegaba. Los centros al área se sucedían. Pero siempre con el mismo desenlace. Los rojiblancos, desesperados, se echaban las manos a la cabeza en cada aproximación. No era el día de cara al gol. O eso parecía. Porque tanto insistir acabó teniendo premio. Pedro Astray, en uno de los enésimos balones que sobrevolaban el área de Felipe Ramos, cabeceó al fondo de la red. Alegría, sí, pero también ansia por sacar rápido y buscar la victoria. La tuvo Del Pozo, en el minuto 93, pero el guardameta local evitó lo que hubiera sido el broche de oro para un Navalcarnero que disputó uno de los mejores partidos de la temporada. 
Un empate más, tercero consecutivo, y cuarto partido sin conocer la derrota. El Naval sigue en una buena línea, aunque no logra abandonar el temido 'play-out'. El próximo sábado el Mariano González despedirá el 2018, un glorioso año para el 'Barquito', con la visita de un rival directo, el Deportivo Fabril

Imagen: CDA Navalcarnero.