Albacete Balompié 0-4 CF Fuenlabrada

Picotazo al queso

El mejor partido, hasta ahora, de la temporada

Cargando...

El Fuenla dio tal golpe en la mesa del grupo II, que acabó rompiéndola tras endosarle en el Carlos Belmonte, un impresionante 0-4 al indiscutible líder Albacete Balompie.

"Apoteósico", "Impresionante", "el mejor partido de la temporada", "este Fuenla va en serio", "este año nos vamos a divertir". Y como éstas muchas más expresiones de la expedición de aficionados y compañeros de prensa, cuando ha finalizado el duelo al alba que la mascota Kiriko tendría en el día de ayer, como bien parodiaba el cartel del CF Fuenlabrada ante su visita al Albacete Balompié.

Los de Calderón llegaban pletóricos a esta jornada, y tras roer en casa a todo un hueso como el Amorebieta, vencer en Gernika rompiendo una maldición de 9 partidos sin ganar fuera, y truncando una racha de 15 partidos sin perder al Leioa. Al Fuenlabrada se le presentaba el más difícil todavía, al enfrentarse al incombustible líder Albacete Balompié en el Carlos Belmonte. Pero el conjunto kiriko, tras 4 picotazos, dejó al "queso mecánico" reconvertido en "Gruyere".

Según comenzó el partido se tornaron los papeles, y quien ejerció la vitola de líder fue el equipo fuenlabreño. No sabemos si sería porque quedaba "rencor" de esa derrota de la primera vuelta en el minuto 94. O por la presión añadida al ver que todos sus rivales directos habían pinchado. Pero el vendabal de juego del Fuenla desmanteló, desde los primeros instantes, todo el sistema táctico que dispuso José Manuel Aira.

No habían finalizado de acomodarse todos los kirikos desplazados al Carlos Belmonte, cuando un centro por la izquierda de Dioni era aprovechado por Nana para adelantar a los visitantes. 10 minutos y el Fuenlabrada ya había logrado impactar en la primera carga de flechas de la contienda. Y por muy poco pudieron volver a alcanzar el objetivo si no es porque un incombustible Velasco, no supo atinar la portería de Tomeu Nadal que detuvo en dos tiempos.

El Albacete solamente podía atacar por el único punto debil que concedieron los madrileños como era el lateral derecho. De ahí solo salían centros al segundo palo que no ocasionaban quebraderos de cabeza. Sin embargo tuvieron una gran baza con un ataque por la derecha de Josán, pero se encontraría un escudo humano como Pol que, al igual que ante Leioa, hizo una parada salvadora muy al estilo de las de José Luís Hombrados.

El marcador del Carlos Belmonte una de las fotos más preciadas de los fuenlabreños desplazados (Javito Atance)

El primer tiempo había sido un paseo para el equipo que, por superstición, volvió a vestir de rosa como en Gernika; al dar la sensación de sentirse cómodo en todo momento. Lo que hacía pensar que el Albacete aún no había dicho su última palabra, y alguno recordaba la revolución que hicieron los manchegos cuando Manzano se echó a la espalda al equipo en el Torres.

Desgraciadamente para los intereses del Belmonte, el de Guadalajara hoy era baja, y este partido iba a ser para un Fuenlabrada que iba cada vez a más, como se vio en la reanudación; porque tras dos intentos fallidos de Velasco y Dioni, llegaría el 0-2. Gracias a la combinacion fuenlabreña en el centro del campo que creaba peligro al Albacete, y de ella se aprovechó Cristobal Márquez con un zapatazo excelso desde fuera del área que superaba al portero local. Ese gol a los 66 minutos sería celebrado hasta el éxtasis por el centenar de kirikos desplazados, y aplaudido por el público presente en el Belmonte.

Pero el Fuenla no se conformaba sólo con eso, faltaba todavía por aparecer el pichichi Dioni. Y en el 78 con una jugada individual tras pase de Velasco colocaba el 0-3 en el marcador. Eso supondrían más aplausos del público local, y provocaría, también, que desfilasen del Carlos Belmonte sus aficionados sabedores que este duelo había finalizado. A pesar de ese marcador el Fuenlabrada no bajaba el ritmo, y 6 minutos después, otra vez el malagueño pero ahora a centro de Milla, lograría sumar el 0-4 definitivo, y el 21ª tanto en esta temporada. Dando la impresión de buscar ser el máximo goleador de toda la 2ªB.

La comunión equipo-afición era de lo más palpable al termino del partido ante las múltiples peticiones de fotos, como coreaban a sus héroes, e incluso pedían, como era el caso de Milla, que el talentoso centrocampista siguiera siendo kiriko. No es para menos porque son sabedores que su equipo pasa por el mejor momento de la temporada. Sin ir más lejos, esta victoria en uno de los estadios más complicados de la categoría es fruto de ello.

Porque a falta de 7 partidos, el sueño de jugar un play-off por primera vez en su historia está una jornada más cerca. Gracias a este importante triunfo, los fuenlabreños ascienden a la 3ª posición tras aprovechar la derrota del Toledo, y se ponen a un sólo punto del 2ª lugar que ocupa un Leioa, que esta jornada cayó derrotado en Sarriena contra el siguiente rival en liga de los azules: el Rayo Majadahonda. Pero antes de jugar el último derby de esta temporada, toca hacer un breve parón en este sueño para intentar abordar otro, como es obtener la primera Copa RFEF para nuestra comunidad. El Atlético Saguntino ya espera este miércoles en el Torres a las 19:15h.

El acta

Alineaciones

0 Albacete Balompié: Tomeu Nadal, Mode, Noblejas, (68' Aketxe), Adri Gómez, Gaffoor (55' Dani), Gálvez, Héctor, Gila (61' José Fran), Aridane, Fran Carnicer, y Josan4

4 CF Fuenlabrada: Pol, Jaume, Fran García, Diéguez, Juanma (61' Paco Candela), Milla, Velasco (84' Iribas), Nana, Dioni, Isi (68' Rubén Sanz), y Cristóbal.

Goles: 0-1 Nana 10', 0-2 Cristóbal 66', 0-3 Dioni 78', 0-4 Dioni 84'

Árbitro: Garcia Aceña (Comunidad Valenciana), mostró amarillas a Hector y Carnicer por el Albacete, y a Juanma (acarrea suspensión), Dioni y Cristóbal por el Fuenlabrada.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 31 del grupo II de 2ªB, disputado en el estadio Carlos Belmonte de Albacete ante 5000 espectadores, 100 de ellos aficionados del CF Fuenlabrada. Se guardó un minuto de silencio en memoria de las víctimas del pasado atentado de Londres.

El vestuario

La sala de prensa