Masters 1000 Miami

Rafa Nadal no pudo con la humedad ni con Federer

El manacorí no pudo hacer frente al jugador de Basilea, que suma tres torneos esta temporada

Cargando...

 

 

xxxxxxxxxx

Rafael Nadal no pudo hacer nada en la final del Masters 1000 de Miami. Tanto la humedad como el suizo pudieron con el español, que hincó la rodilla en solo dos sets. El resultado fue de 6-3 y 6-4, y todo esto en menos de dos horas. El juego rápido que se dió durante todo el partido facilitó la victoria de Federer por ser mejor para sus condiciones. Ambos jugadores no tuvieron su mejor partido pero la técnica superó al coraje y esfuerzo del manacorí. 

Una pista abarrotada esperaba la segunda final de año entre Nadal y Federer. El español se plantaba en la final tras ganar a Fabio Fognini en semis y el suizo a Kyrgios, los dos "bad boys" del circuito ATP. Esta sería la 37º vez que se encuentran en una final. La última cayó del lado de Roger y Rafa se presentaba en Miami con ganas de revancha. A las 19:10 (horario español) dio comienzo la final con el de Basilea al primer saque. 

Inicio de set donde Federer consiguió ganar su juego, que fue bastante irregular por parte de los dos jugadores y donde el suizo consiguió dos saques directos decisivos. Nadal conseguiría también ganar su juego con un Roger que buscaba restar muy dentro de pista los saques de Rafa. Diferente forma de afrontar el servicio del rival por parte de ambos, ya que el español prefería situarse dos metros por detrás de la linea de fondo. Llegaríamos así hasta el 4-3, cada uno ganando su juego con puntos de gran calidad y con poco peloteo.

 En este momento Federer conseguiría el break, con la sexta bola para ello, tras un golpe corto de Nadal que aprovechó para apretarle al revés y provocar que el español no la pudiera devolver. Situaría así el 5-3 en el marcador y a continuación con su servicio cerraría el set. Colocaría el 6-3 en el marcador en 50 minutos con un último juego donde Rafa tuvo varios fallos, notándose que le había afectado la perdida de su saque. 

El segundo set se iniciaría con el saque de Rafael Nadal donde comenzaría mandando y colocando el 1-0 en el marcador. Lo mismo haría Roger Federer, ganando su servicio con facilidad y colocando el 1-1. En esta manga seguía el juego rápido con poco peloteo, con puntos de gran calidad y otros con fallos no forzados, mejor para las características del competidor de Basilea. La idea de Nadal de restar tan atrás no le estaba dando beneficios ya que no conseguía ganar ni un solo punto al suizo en su saque y sumaba un servicio tras otro en blanco. 

Federer lo volvería a hacer y conseguiría el break en el momento más importante, con empate a 4 en el marcador. Situaba el 5-4 en el electrónico y con saque para cerrar el partido, y el torneo. El juego rápido seguía favoreciendo a Roger. Y en su saque, cerró la final, ganando así su 26º Masters 1000.

Nadal sale de la pista dura cayendo en dos finales contra todo un especialista y sumando una gran cantidad de puntos que le llevan a situarse quinto. El español empezará la tierra batida con buenas sensaciones y con opciones de poder luchar por todo visto el inicio de temporada. Esperemos que ahí se cambien las tornas. 

Imágenes del artículo: @MiamiOpen y @Tenis_Break.