Euroliga Jornada 15: Kirolbet Baskonia 55 Real Madrid 77

De diez

Cargando...

Décima victoria consecutiva del Real Madrid que se llevó una tremendo duelo en Vitoria, ganando al Baskonia por 22 puntos de diferencia. Jordan Mickey con 15 puntos y 8 rebotes y Rudy Fernández con 12 puntos y 4 asistencias, fueron los únicos madridistas que necesitaron anotar más de 10 puntos en el partido. Baskonia no fue rival y ni Shengelia ni Vildoza tuvieron su día. El Real Madrid puede ser líder si Anadolu Efes pierde vs CSKA Moscú y el Barça no gana por más de 10 en su visita a Múnich

Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net Photo by Euroleague.net

Sin tiempo para disfrutar y repasar lo ocurrido el martes contra el Armani Milán, el Real Madrid ya preparaba su partido contra el Kirolbet Baskonia, en este caso, de la 15ª jornada de la Euroliga. Otro duelo español, de esos que “no gustan” a Pablo Laso, por el hecho de conocerse mutuamente los dos equipos y no esperar una sorpresa táctica en un momento dado. No gusta al entrenador del Real Madrid, pero sí y mucho, a los aficionados al baloncesto, porque un Real Madrid vs Baskonia, siempre promete un juego electrizante entre los dos equipos europeos con carácter propio. Es verdad que Baskonia no está pasando por un gran momento en la Euroliga. Llegaba al partido con un 6-8 de parcial y con 3 derrotas en los últimos 4 partidos. Es más, si vemos sus últimas cuatro derrotas en Europa, los vitorianos han cedido por 28 puntos de media. Pero un equipo con Shengelia, Fall, Stauskas y Vildoza en sus filas, siempre será peligroso y habrá que darlo todo para derrotarles. Y eso el Real Madrid lo tenía muy claro si quería conseguir la victoria que sería además, la décima consecutiva.

Pero para ello, debía superar a Baskonia en el Buesa Arena y por segunda vez esta temporada, pues ya lo logró en Liga Endesa con la famosa canasta final de Gabriel Deck. Precisamente el jugador de Colonia Dora, sería titular anoche, acompañando a Campazzo, Causeur, Randolph y Edy Tavares. Costaba arrancar el partido y fue precisamente Gabriel Deck quien con 6 puntos, daba las primeras ventajas blancas 0-8 en el minuto 3 que paró Velimir Perasovic con tiempo muerto. La charla del croata causo efecto en el Baskonia que devolvió el parcial al 7-2 para igualar nuevamente el partido con el 7-10 en el minuto 5. Todos los puntos madridistas, eran anotados por la pareja de argentinos del Real Madrid en situaciones cercanas al aro, puesto que desde el triple los blancos empezaron con un 1/5 desde la línea en el primer cuarto. Pierra Henry consiguió sus 5 puntos en este primer cuarto y permitía al cuadro vitoriano a seguir recuperándose del mal inicio. El mal porcentaje madridista en el triple, forzó a jugar en el interior con un desacertado Tavares ante la defensa de Fall y Anthony Randolph. Pero Baskonia tampoco le fue a la zaga y con un 1/6 en triples, se quedó 13-15 por detrás en el marcador al final del primer cuarto. Marcador corto, para lo que nos tienen acostumbrados los dos equipos, sobretodo el Real Madrid que contaba con un 41% en tiros de campo y 0 puntos de Randolph, siendo el máximo anotador madrileño sobretodo en los primeros cuartos.

Curioso puntaje final del Real Madrid que había anotado la mitad de sus puntos, en los primeros tres minutos del partido. No debía ser un cuarto anotador tampoco este segundo cuarto, puesto solo Thompkins parecía tener puntos en las manos, en un quinteto sin el descartado Jaycee Carroll y el lesionado Sergio Llull. Pero, bastase que pusiéramos pegas a la segunda unidad del Real Madrid, para que los de Laso consiguiesen un parcial de 0-8 en dos minutos, con 2/2 en triples de un sensacional Nicolás Laprovittola quien, poco a poco, va cogiendo confianza y demuestra ser un jugador bien importante para la rotación del Real Madrid. Sí, no es contradicción. Después del 1/5 en triples del primer cuarto, los blancos mejoraron su porcentaje en este segundo acto hasta un espectacular 5/6 desde la línea de tres. Y todo ello provocó un parcial de 0-13 que rompió Luca Vildoza con la primera canasta del Baskonia en el minuto 4 del cuarto. Perasovic no encontraba la tecla y ya había colocado en cancha a todos sus jugadores disponibles para el partido. Pero el ataque del Real Madrid era un filón y con el 4º triple del segundo cuarto, se colocaba con una considerable distancia 19-33 en el minuto 15 de partido. Y es que, todo lo que el Real Madrid convertía, no era respondido por Baskonia. Únicamente Shavon Shields  parecía intentar devolver el golpe madridista, pero los blancos, liderados por Rudy Fernández, rompieron el partido. Porque el mallorquín conseguía 9 puntos en este cuarto, junto con los 7 de Trey Thompkins, sumaban los 16 puntos que anotaba todo Baskonia en el segundo cuarto. Porque el cuadro vitoriano apenas superaba el 30% en tiros de campo y el 29-45 del descanso amenazó con los primeros pitos de la afición del Buesa Arena. Porque los blancos habían conseguido 30 puntos en este cuarto con casi un 60% de acierto y con Laprovittola – 6 puntos y 2 asistencias – y Mickey – 6 puntos y 6 rebotes – muy enchufados para afrontar la segunda parte del partido.

clorin 1200 200

Porque a pesar de la diferencia en el marcador, aun había mucho por jugar. Baskonia es de esos equipos con carácter y tenía bien claro que volvería a entrar en el partido. Y no defraudó Baskonia, consiguiendo un 4-0 de parcial y forzando al Real Madrid a perder hasta 7 balones en este tercer cuarto. Pero su acierto no fue a más y el Real Madrid continuaba devolviendo cada golpe lanzado por los azulgranas. Y en este cuarto le tocaba actuar a Anthony Randolph con 8 puntos y 3 rebotes en este cuarto, después de quedarse inédito en la primera parte. Y eso que tenía que encontrarse en su duelo con Toko Shengelia, uno de los mejores – o el mejor – ala pívot de Europa, que promedia 18 puntos y 20 de valoración. Anoche Randolph le superó. Dejó a la estrella georgiana en 10 puntos y 10 de valoración. A pesar del mejor inicio de Baskonia, el resultado seguía siendo muy favorable para el Real Madrid 40-54 en el minuto 25. Pero igual que sucedió en el primer cuarto, el Real Madrid volvió a relajarse y devolvió la vida al Baskonia, gracias a los balones perdidos. Pero anoche, no era el día de Baskonia e incluso en el tiro libre se encontraba muy lejos de estar acertado. 11/21 llevaban los locales después de tres cuartos desde el 4.70 y no aprovechaba el mal momento madridista que sólo anotaba 3 puntos en los últimos 5 minutos de este cuarto. Un cuarto que terminó con muchos errores por ambos equipos, con demasiadas pérdidas de balón y con un resultado final de 44-57. Ningún madridista sumaba 10 puntos anotados, aunque tres de ellos sí los superaban en la valoración con un acertado Rudy con 9 puntos 4 asistencias y 14 de valoración.

Resultaba curioso comprobar, que con los titulares, el Real Madrid anotaba 15 puntos en el primer cuarto y 12 en el tercero. Aunque es cierto también, que Baskonia anotaba 13 en el primero y 15 en este tercero. Nuevamente, con la opción de Laprovittola a los mandos y con un Rudy enrrachado, el Real Madrid volvía a recuperar su alegría ofensiva con un parcial de 2-9 en tres minutos que no daba opción de remontada a Baskonia. Y es que los blancos ampliaban la ventaja hasta los 20 puntos, con un Jordan Mickey que redondeó su gran partido con 9 puntos en este cuarto, terminando con 15 puntos y 8 rebotes. Mickey fue el único jugador blanco, en llegar a 21 de valoración, bien acompañado por la intendencia de Rudy Fernández con sus 12 puntos 5 rebotes 4 asistencias y 19 de valoración. Eran los mejores sustitutos para Campazzo y Tavares, quienes tuvieron un  partido mucho más terrenal y que no superaron los 10 de valoración. Y es que al mago Campazzo, no le hizo falta realizar su función, porque hasta Nicolás Laprovittola anotaba 8 puntos y repartía 6 asistencias. Así se sentenciaba el encuentro, una victoria más del Real Madrid que alcanza las 12 en la Euroliga, 10 de ellas consecutivas, en esta Euroliga que todo el mundo defiende como la más igualada de la historia. A falta de lo que Anadolu Efes y Barça hagan en la jornada de hoy, los blancos pueden acabar siendo líderes sí no gana el equipo turco y el Barça no logra ganar por 10 puntos o más de diferencia.