Liga Endesa Jornada 23: Real Madrid 88 Cazoo Baskonia 95

Deja Vu

El Baskonia venció por cuarta vez esta temporada al Real Madrid jugando de la misma forma que en partidos anteriores. El Real Madrid comenzó de gran forma pero tuvo que realizar un gran esfuerzo delante para apelar a los errores atrás. Gabriel Deck con 21 puntos fue el mejor del equipo de Chus Mateo que, pese a la derrota, continúa manteniendo el liderato de la Liga Endesa, ahora acompañado del FC Barcelona y el propio Baskonia.

Publicidad
Telba Limpieza - El deporte de Madrid, sin escombros

Los Real Madrid vs Baskonia de esta temporada tienen varias cosas en común. Además de haberse convertido en la bestia negra del Real Madrid – 3 victorias en 3 partidos – hay que apuntar que el equipo vitoriano ha anotado una media de 88 puntos por partido. Fuera lo que fuese cada parido, es una gran debilidad si tu deseo es ganar simplemente un partido. Y en la tarde de ayer, ambos equipos se volvían a encontrar apenas 12 días después de su último enfrentamiento en Euroliga donde los triples vitorianos sentenciaron el partido. Esta vez se jugaban el liderato de la Liga Endesa que, de producirse victoria visitante, sería conformado por un trío entre Real Madrid, Baskonia y FC Barcelona con apenas 4 derrotas. Y es que los dos equipos vienen en una fenomenal racha, el Real Madrid llevaba 8 victorias consecutivas en Liga Endesa por las 5 que mantenía Baskonia. El Real Madrid contaba con los mismos doce hombres que habían derrotado el pasado jueves a Armani Milán en un último cuarto espectacular de Dzanan Musa.

Publicidad
Clorín

Una dura batalla entre dos equipos que llevan en sus carnes 55 partidos el Real Madrid (8 en marzo) y 53 partidos el Baskonia (7 en el mismo mes de marzo). Quizá por ello vimos un quinteto inicial de Baskonia con varios de sus jugadores más talentosos esperando en el banquillo. En el Real Madrid no había muchas sorpresas con Adam Hanga en el base, Dzanan Musa y Gabriel Deck en las alas y con Guerschon Yabusele acompañando a Edy Tavares en la pintura. Comienzo bastante deslavazado con demasiados errores en la porfía del balón y que dejaba la primera ventaja madridista de inicio. Y es que los despistes de Baskonia eran aprovechados por el Real Madrid para fundamentar su contrataque y colocar un 15-7 de inicio en el minuto 5 con Gabriel Deck y Edy Tavares como puntas de lanza. Y es que en la zona era lugar habitable del Real Madrid que lograba un espectacular parcial de 18-3 que obligaba a Joan Peñarroya a sacar de una vez a Darius Thompson para que cogiera el mando del partido. Y así lo hizo el base americano que apenas necesitó de dos minutos para lograr 2 rebotes 2 asistencias y 2 recuperaciones de balón. Aun así el Real Madrid supo mantener su ventaja gracias a sus 12 canastas anotadas para cerrar el primer cuarto con una amplia ventaja 27-15 con un excelente 57% en tiros de campo. Apenas 15 puntos de Baskonia que solo pudo anotar 6 canastas y el 16% en el triple era un gran problema para un equipo tan dependiente del lanzamiento exterior. Y es que el Real Madrid logró datos inequívocos de la gran ventaja que mantenía con 20 de sus 27 puntos en la zona y con apenas una canasta venida de jugadores del banquillo.

Porque con Deck (8 puntos) y Tavares (8) le valía para superar a Baskonia (15), además de conquistar 7 rebotes, por los 8 de todo Baskonia en el primer cuarto. Pero Baskonia es un gran equipo que tenía muchas armas guardadas en el banquillo y, por desgracia, las armas que guardaba Chus Mateo no presagiaron un gran final. Lo que sí hubo fue un 2-7 de inicio que empezaba a demostrar porque Baskonia es de los equipos más anotadores de toda Europa. Y eso que el Real Madrid mantenía su intensidad defensiva provocando rápidos y certeros contrataques para recuperar su ventaja del primer cuarto como el 40-26 del minuto 15 con 5 puntos para Fabien Causeur y Rudy Fernández. Exactamente, 11 puntos de Baskonia en cinco minutos y que curiosamente se duplicó en el ocaso del segundo cuarto con la entrada de Markus Howard y de su defensor. El base americano y el estonio Maik Kotsar supieron aprovecharse de la floja defensa blanca en este tramo de partido consiguiendo un 0-9 de parcial que volvía a igualar el partido hasta la nueva aportación de Gabriel Deck y Edy Tavares para recuperar anotación en el Real Madrid justo antes del descanso que llegaba con el 45-39 para el Real Madrid. 24 puntos de Baskonia con un 53% en tiros de campo y un elocuente 8/10 en tiros desde la zona que dejaba a las claras que de nuevo, volvían a repetirse los errores en defensa del Real Madrid. Un Real Madrid que anotaba más (6) tiros libres que (5) canastas en juego con apenas un 36% en el tiro.

El cambio de jugadores se vio afectado en el Real Madrid que no contaba con la misma estima entre los titulares y reservas. Y pese a la ventaja al descanso, la inercia ya nos deparaba otro partido en el cual el Real Madrid debía de estar acertado en ataque puesto que Baskonia volvería a utilizar sus armas ofensivas para desbaratar la defensa interior madridista. Y ese fue el resumen del cuarto, con acciones rápidas de Baskonia que no le importaba que le sancionasen como faltas y aprovechando los errores en el pase de un Real Madrid que veía como su rival seguía subiendo su porcentaje en el tiro a canasta sin parar. Fue anotar su primer triple Howard y el miedo se empezó a apoderar de un Real Madrid necesitado de un base y de meter balones a Tavares – 0 tiros a canasta en el tercer cuarto – amén de aguantar en pista a sus mejores hombres tras el descanso. Y entre tanto drama, Baskonia se colocaba por delante 53-54 en el minuto 25 con un Howard sensacional anotando 10 puntos y recuperando dos balones. Pero el gran dato, era los 15 puntos anotados por Baskonia que ya estaba “en juego” tras su fatal primer cuarto y estaba en disposición de volver a darle un susto al Real Madrid. Porque el parcial seguía creciendo con demasiada facilidad con 9 puntos vitorianos en apenas 60 segundos, aprovechando su físico interior con 11 rebotes – 5 ofensivos – 6 asistencias y 2 robos de balón. Error del Real Madrid o acierto de Baskonia, provocaba un nuevo sobreesfuerzo del Real Madrid de 10-3 para dejar las cosas igualadas al final del tercer cuarto 69-70 para Baskonia. El resultado era igualado, las sensaciones era muy distintas ya que Baskonia anotaba 31 puntos en este cuarto – 39 al descanso – y 4/8 en triples.

Aunque anotar 24 puntos en un cuarto es sumamente interesante, la defensa del Real Madrid hacía aguas permitiendo un 50% en tiros de campo con 12 canastas en juego de Baskonia. Si le das esa ventaja a Baskonia, siempre tendrá más de un 50% de posibilidades de victoria. Y no desconfiaba del Real Madrid, pero su esfuerzo debía ser muy importante y más si no comenzaban los mejores jugadores en anotación y valoración. La trama era muy difícil porque Baskonia apenas necesitó de dos minutos para anotar 8 puntos, mientras que el Real Madrid anotaba dos canastas en 4 minutos, siendo la primera un triple de Rudy nada más iniciarse el cuarto. Por tanto seguía la ventaja de Baskonia 77-83 en el minuto 35 de partido y los nervios empezaron a aflojar en el WiZink Center comprobando que había hasta 20 tiros libres lanzados. Y es que el Real Madrid se dio cuenta, tarde, de que se podía remontar el partido aunque fuese desde la personal. Y es que fue por ese punto donde el Real Madrid lograba anotar puntos ya que el 4/18 en tiros de campo de los blancos en el último cuarto fue una losa para un Real Madrid que se dejó ir en los últimos minutos hasta el 88-95 de Baskonia al final del partido, que volvió a ganar al Real Madrid y de superar la media de 88 puntos anotados por partido. Gabriel Deck con 21 puntos y 6 rebotes fue el mejor del Real Madrid junto a los 15 de Musa y los 12 puntos y 10 rebotes de Tavares. A pesar de la derrota, el Real Madrid continua colíder de la Liga Endesa junto con Barça y Baskonia, los tres con 19-4 a falta de 11 jornadas.

Más vídeos del partido en Youtube

Scroll al inicio
Ir al contenido