Euroliga Jornada 10: Real Madrid 97 CSKA Moscú 81

El Arcángel Gabriel gobierna al CSKA Moscú

Cargando...

Un partidazo de Gabriel Deck, rozando el triple doble, domina al CSKA de Moscú que fue incapaz de mantener el ritmo anotador de los blancos. Hasta 5 jugadores madridistas superaron los 12 puntos anotados, que se fue a 97 puntos y 117 de valoración. Es la quinta victoria consecutiva del Real Madrid, que le han colocado en la tercera posición provisional de la Euroliga. Los blancos, salvan el triple duelo contra equipos de Playoffs con una gran nota.

Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba Realmadrid.com Antonio Villalba

Dícese que un arcángel, es aquel que dirige, comanda, gobierna o lidera y que termina de ser un enviado de Dios. Para el encuentro de anoche entre el Real Madrid y el CSKA, escojan el calificativo que deseen para nombrar a Gabriel Deck. Porque nuestro “tortuga” hace ya tiempo que sacó la cabeza de su fuerte coraza, para deleitarnos con su juego que le hizo ser doble MVP en su Argentina natal. Y que mejor día para hacerlo, que en la visita del actual Campeón de Europa, el CSKA de Moscú que tuvo a los santos de su lado en la pasada semifinal de la Final Four de Vitoria. Ahora nos encontrábamos a un CSKA muy diferente, sin Sergio Rodríguez, sin De Coló, sin Higgins, sin Hunter y sin el lesionado Clyburn. Pero con todo eso, el CSKA venía 5º en la clasificación, con el mismo 6-3 de balance que el Real Madrid y con el liderato de Mike James en sus filas. Y es que el de Portland está consiguiendo 19 puntos y otros tantos en valoración. Por muchas cosas, el partido de anoche prometía. No en vano, jugaban los dos equipos con más Euroligas de la historia, sino que además coinciden en ser, los dos últimos vencedores de la competición internacional.

clorin 1200 200

Era un clásico, el mejor partido que se puede ver en Europa. Dos equipos similares por no decir que idénticos, con el baloncesto ofensivo como seña de identidad y que vendría a indicarnos, que el conjunto con mayor porcentaje, se llevaría el partido. Fabien Causeur, recuperado de su gripe, volvía al roster madridista por el lesionado – rotura de los huesos propios de la nariz – Jeff Taylor. Precisamente el francés, era titular junto a Facundo Campazzo, Gabriel Deck, Anthony Randolph y “el muro” Tavares. Igual que ante el FC Barcelona o el Khimki Moscú, el Real Madrid salió con la quinta marcha puesta, logrando un parcial de 9-0 con el ya clásico triple de Anthony Randolph y la canasta de Facundo Campazzo, pero esta vez, la imagen venía dada por Gabriel Deck con 4 puntos y 2 rebotes en apenas dos minutos de juego. Por supuesto que CSKA Moscú no iba a permitir marcharse tan pronto del partido y decidió aumentar su intensidad defensiva y forzar, gracias a Kyle Hines, dos personales tanto a Tavares como a Causeur. En tres minutos consiguieron remontar el partido gracias al trabajo de Hines y al triple de Mike James colocando el 11-11 en el minuto 5. Esta remontada, frenó la capacidad ofensiva del Real Madrid donde Facundo Campazzo y Gabriel Deck lideraron al conjunto blanco. Kyle Hines y Joel Bolomboy eran los mejores jugadores del cuadro ruso en el primer cuarto donde Mike James estuvo bastante desaparecido. Con la salida a cancha de Sergio Llull, el Real Madrid consiguió un parcial de 9-2 cortado por rápidos contraataques del CSKA Moscú que dejaba el 23-19 al final del primer cuarto. Un primer cuarto de malos porcentajes, con el 44% en el Real Madrid y el 35% en el CSKA Moscú.

El segundo cuarto tuvo un nombre propio. Y no fue, desgraciadamente, por la presencia de un nuevo ex jugador del Real Madrid, que mostraba orgullosamente su camiseta, Dontaye Draper. El jugador de Baltimore se disponía a presenciar del espectáculo que nos iba a enseñar Johannes Voigtmann en el segundo cuarto. Y es que el alemán lideró la remontada rusa con un parcial de 2-10, con 5 puntos suyos, lo que forzó a Pablo Laso reemplazar a Anthony Randolph por Trey Thompkins. Sí el objetivo era defender al jugador teutón, no creo que Thompkins fuese el adecuado, ya que todos conocemos que la defensa no es una de las virtudes del jugador de Atlanta. Un triple de Rudy Fernández, frenaba la racha del CSKA Moscú y dejaba el partido en 31-33 para los rusos, en el minuto 15. Y era gracias al triple, como los blancos se agarraban al partido con 5/7 en este segundo cuarto, con 3/3 de Rudy Fernández. Pero Voigtmann vino decidido a dominar el segundo cuarto, consiguiendo igualmente 3/3 desde el exterior. No podía extrañar por tanto, el 18-21 de parcial en 7 minutos, entre dos equipos acostumbrados a anotar con facilidad y por supuesto, mejorar sus estadísticas. Porque sí Voigtmann conseguía 17 puntos – de los 29 de CSKA Moscú en este cuarto – Rudy Fernández conseguía 9 tantos, por 5 de Deck y 7 de Sergio Llull para cerrar la primera parte con un altísimo 52-48 para el Real Madrid. Y es que el parcial de 29-29 en este segundo cuarto, nos regaló 10 triples, 5 de cada equipo y un 49% en tiros de campo del CSKA Moscú y un 56% de acierto para el Real Madrid.

La segunda parte del partido, nos aguardaba lo que nos venían ofreciendo ambos equipos en la primera (100 puntos anotados) o la mejor versión defensiva del Real Madrid que dejó al FC Barcelona en 26 puntos en la segunda parte y 31 al Khimki Moscú entre el segundo y el tercer cuarto. Anoche, fueron 33 los puntos convertidos por el CSKA de Moscú en la segunda parte, una nota clave para la victoria final del Real Madrid. Una segunda parte, que anoche empezó casi como la primera, con un ofensivo Real Madrid y un voluntarioso Gabriel Deck que empezaba a enseñarnos jugadas que solo veíamos por la televisión de Hakeem Olawujon y Dirk Nowitzky. Pero antes de que apareciese el joven argentino, el Real Madrid empezó a estirar el marcador de la mano de Fabien Causeur. El francés, igual que Jeff Taylor, completaba a las mil maravillas su trabajo. Si el del sueco suponía defender a la estrella rival, Fabien Causeur se dedicó a anotar 9 puntos en este tercer cuarto, para iniciar un enorme parcial de 11-3 en 5 minutos, donde los 3 puntos de CSKA Moscú, vinieron precisamente en ese minuto 5 de cuarto, que dejaba el resultado en 63-51 en el minuto 25. A todo esto, no se nos ha olvidado el juego de Mike James, totalmente fuera de partido con solo 6 puntos al final del tercer cuarto. Los blancos empezaban a alejarse en el marcador, consiguiendo ventajas superiores a los 10 puntos con un partidazo para guardar de Gabriel Deck, que solo en este tercer cuarto, nos dejó 6 puntos 6 rebotes y 2 asistencias. Sumada toda su estadística, llegaría al último cuarto con 17 puntos 11 rebotes y 5 asistencias. Solo Darrun Hilliard era capaz de anotar 6 puntos del equipo ruso. No podía el CSKA Moscú seguir el ritmo anotador del Real Madrid y se quedó a las puertas de la derrota 75-64 al final del tercer cuarto.  Un tercer cuarto, donde el Real Madrid mantenía un 57% en tiros de campo, mientras el CSKA Moscú bajaba hasta el 42% con escasos números de sus estrellas Mike James y Kyle Hines.

Porque el Real Madrid lo había vuelto a hacer. Si Tavares se salía contra el Khimki, anoche no tuvo su partido por culpa de las faltas personales (aunque terminó con 4 rebotes 2 robos y 3 tapones) mientras que al contrario, sucedía con Sergio Llull que aprovechaba sus minutos para terminar con 15 puntos tras su flojo partido del pasado martes. Y es que el menorquín decidió ser el protagonista del cuarto, donde el CSKA Moscú estaba dispuesto a tirar las últimas balas para tener su chance en el partido. Y para ello se escudaron en Mike James quien se apuntaba 5 puntos consecutivos dejando a los suyos muy cerca en el marcador 81-75 minuto 35. Pero Facundo Campazzo decidió dominar el encuentro cuando más falta hacía. El argentino cerraba el cuarto con 7 puntos anotados para un total de 18 puntos 4 rebotes y 6 asistencias. Y con el mando del base argentino, el Real Madrid metía el partido en la nevera con un parcial final de 16-6 en 5 minutos para cerrar el encuentro y darle al Real Madrid la quinta victoria consecutiva. Una victoria muy contundente con 18 puntos de Campazzo, 15 de Sergio Llull, 13 de Rudy Fernández, 12 de Anthony Randolph. Con 3 tapones de Tavares y 2 de Jordan Mickey. Pero el verdadero MVP del partido y quien dominó el encuentro fue Gabriel Deck con 17 puntos 11 rebotes y 6 asistencias… casi todo conseguido al final del tercer cuarto.

Con esta victoria, la quinta consecutiva, el Real Madrid se aúpa a la 3ª posición de la Euroliga, con 7-3 de balance tras ya habiendo ganado a FC Barcelona, Fenerbahce, Maccabi, Khimki y CSKA de Moscú, equipos que a día de hoy, están en puestos preferentes de la clasificación.

Más videos del partido en Youtube