Inicio / Canastas / Real Madrid Baloncesto / Juego de Niños
Liga Endesa Jornada 12: Real Madrid 91 Río Breogán 58

Juego de Niños

Un 51-21 en 20 minutos y un horrible 30% en tiros de campo de Río Breogán, propicia una cómoda victoria del Real Madrid que pudo dar descansos activos a sus jugadores más importantes en vista a la doble jornada de Euroliga en tierras griegas esta semana. Se lució Carlos Alocén en su segundo partido oficial de la temporada y volvió Ismaila Diagne en un partido donde brilló Hugo González y Eli John NDiaye. Los blancos suman su 11ª victoria en Liga Endesa donde sigue siendo líder único

No debe de ser muy sencillo desconectar de una serie de partidos en las canchas más comprometidas de Europa. Ya sabéis que el Real Madrid ha disputado dos encuentros con Maccabi Tel Aviv y Fenerbahce la semana pasada y que martes y jueves visita las temibles canchas de Olympiacos y Panathinaikos. Pero entre medias, el Real Madrid recibe la visita de Río Breogán en una nueva jornada de Liga Endesa. Son profesionales por supuesto, pero el verse jugar en casa contra un rival de diferentes dimensiones a los cuatro ya comentados, quizá reflejase escasa motivación de los jugadores de Chus Mateo en afrontar este importante encuentro. La clasificación no ayudaba – 17º con 3-8 de balance – al conjunto lucense, pero venían en gran racha con dos victorias en los tres últimos partidos de la Liga Endesa. Y además, nos encontrábamos en el Real Madrid de la necesidad de repartir minutos entre sus jugadores más cargados para afrontar con fuerzas la doble jornada de Euroliga. Y para el partido de hoy, Chus Mateo decidió dale bola a sus jugadores más jóvenes incluyendo a Hugo González e Ismaila Diagne en la convocatoria, con el regreso tras su paternidad de Fabien Causeur.

Publicidad
Clorín

Los descansos se lo tomarían Sergio Rodríguez, Rudy Fernández y Gabriel Deck que se quedaron fuera del roster tras la dura batalla de Estambul el pasado jueves. De nuevo Carlos Alocén volvía a estar a los mandos del Real Madrid, tras su estreno el domingo pasado ante Morabanc Andorra. Le acompañan en el quinteto inicial, Fabien Causeur, Dzanan Musa, Eli NDiaye y Edy Tavares. El Río Breogán se aprovechó del inicio calmado de su rival para meterle una velocidad más al partido y dominar el encuentro en los primeros minutos de este, aunque le costó separarse en el marcador debido a sus flojos porcentajes en el tiro de campo. Porque además el Real Madrid había acometido ya hasta cuatro balones perdidos en este primer cuarto. Con el acierto de Dzanan Musa, el Real Madrid recortaba distancias hasta el 8-9 en el minuto 5 para Río Breogán. Pero más allá del bosnio, los puntos no llegaban. Por ninguno de los dos equipos puesto que, sin contar a Musa, nadie superaba los 5 puntos anotados en un flojo primer cuarto. Precisamente con el séptimo punto de Dzanan Musa, el Real Madrid se puso por delante en el marcador nueve minutos después, aunque tuvo que pedir ayuda a sus 8 tiros libres lanzados ya que se quedaba con un escaso 5/12 en tiros de campo. No sería mejor el de Río Breogán, pero su 7/15 en tiros de dos le valió para llevarse 17-19 el primer cuarto. Flojos porcentajes, pero una cosa clara, 15 de los 20 tiros de Río Breogán fueron en la pintura. Mientras que el Real Madrid apenas anotaba 5 canastas con un único triple.

Ni siquiera la salida en el tramo final de Facundo Campazzo parecía resucitar a un Real Madrid “dormido” y donde apenas había movimiento de balón. Al menos, Campazzo tendría más minutos en la segunda unidad junto al talento de Mario Hezonja que continua en un gran momento de forma. Y el partido cambió, al menos la velocidad del juego del Real Madrid. Buscaba la intensidad de Facundo Campazzo, la fuerza de Mario Hezonja y el talento de Hugo González que quiso aprovecharse de los minutos de calidad que su técnico le estaba dando en el segundo cuarto. Los puntos no llegaban como Chus Mateo hubiese deseado, puesto que seguía sin haber un jugador que sobresaliese en anotación, pero lograron neutralizar el ataque de Río Breogán que se quedó tres minutos sin anotar en juego y sintiendo el aliento del Real Madrid hasta que los blancos consiguieron ponerse por delante en el marcador con el 30-25 en el minuto 15 de partido. Demasiadas oportunidades concedidas por los gallegos en el partido que se quedaron más de 8 minutos sin anotar canasta en juego con un 2/13 en tiros de campo en este segundo cuarto y con 4 tiros libres anotados desde entonces. Por muy mal que lo estuviese haciendo el Real Madrid en ataque, el parcial de 19-4 en esos 8 minutos para los blancos parecía dejar solventado un partido en el que se le notaba al Real Madrid falto de ideas ofensivas, pero que dominaban 41-28 al descanso. Un 56% en tiros de campo para los locales y ahora sí, con un 72% en tiros de dos que ayudó y en que manera al distanciamiento en el marcador.

Pese a su 20% en triples, los blancos habían logrado llegar al 50% en tiros de campo en la primera mitad, con 18 puntos anotados entre Hezonja y Musa. Pero más allá de los problemas ofensivos de Río Breogán y su 30% en tiros de campo, el partido del Real Madrid no era del todo brillante como puede demostrar sus 8 asistencias y 8 pérdidas de balón en la primera parte. Un parcial de 0-5 para Río Breogán pareció hacer reaccionar a los gallegos en sus dos primeras acciones del tercer cuarto, pero volvieron a pegar en hueso y no superar el 20% en sus tiros a canasta. Porque ahora el Real Madrid no iba a perdonar de nuevo con Dzanan Musa a los mandos, empezó a coger ventajas en el marcador. Ni siquiera la nefasta actuación arbitral, descompuso a los jugadores de Chus Mateo en su batalla por terminar de romper el partido con dos triples de Fabien  Causeur dentro del horrible 5/20 en triples del Real Madrid tras el tercer cuarto. Una falta antideportiva de Justin Anderson decidió el sino del partido. Puesto que la acción señalada como antideportiva, vino tras otra falta señalada con bonus, hubo 4 tiros libres convertidos por Mario Hezonja con otro triple para Carlos Alocén que colocaba un 7-0 en apenas segundos sumados al 51-37 del partido, lo dejaba visto para sentencia con el 58-37 para el Real Madrid en el minuto 25 de partido. Todo ello con el mejor cuarto tras su regreso de Carlos Alocén que dirigió a los blancos a las mil maravillas con 9 puntos 4/8 en tiros de campo y 10 de valoración. Y todo esto con sólo una canasta en juego de Río Breogán en 6 minutos, viendo como el parcial aumentaba hasta el 23-7 hasta que Anthony Polite anotaba la tercera y ultima canasta en juego del tercer cuarto de Río Breogán. Porque el resto lo hizo el Real Madrid que le sirvió un 40% en tiros para anotar 27 puntos en este cuarto y cerrar el tercer cuarto con un claro 68-40 para el Real Madrid.

No se que asustaba más, si los 21 puntos anotados por Río Breogán entre el segundo y tercer cuarto, su 5/34 en tiros de campo o su curioso cero de valoración en esos 20 minutos jugados. Sinceramente, el equipo de Veljko Mrsic se lo puso más sencillo al Real Madrid. Un Real Madrid que aprovechó el último cuarto para darle los minutos de descanso necesarios para que Campazzo (7 minutos en el partido), Tavares (14), Poirier (16) y Hezonja (16) tuvieran los menos minutos de juego activo de igual manera que los ausentes Chacho Rudy y Deck. Fue un curioso último cuarto donde el Real Madrid salió con Llull en el base para alimentar a Hugo González a su mejor partido de siempre con el Real Madrid. El chaval de 17 años dio todo un espectáculo con 12 puntos y 14 de valoración con Alley Oop incluido que puso al WiZink Center de pie. La amplia diferencia del conjunto blanco hizo que Chus Mateo colocase 8 minutos a Ismaila Diagne que anotó 5 puntos de tiro libre pero recogió hasta 3 rebotes. Pero siendo más esperado, tampoco nos podemos olvidar de Eli NDiaye que aprovechó este último cuarto para conseguir 3 puntos y 5 rebotes. Y con otro 23-18 para el Real Madrid, se cerró el partido con el definitivo 91-58 donde Río Breogán anotó más puntos en este cuarto que en los dos anteriores. Undécima victoria del Real Madrid que le mantiene líder único de Liga Endesa y que tuvo a Dzanan Musa con 21 de valoración su mejor jugador. Pero el de esta mañana será un partido recordado porque los niños se divirtieron como Hugo González (12 puntos, 12 valoración), Eli NDiaye (7 puntos 16 valoración), Ismaila Diagne (5 puntos 8 valoración) y Carlos Alocén con 10 puntos y 10 de valoración. Ahora los niños, se convierten en hombres.

Más vídeos del partido en Youtube

Scroll al inicio
Ir al contenido