Inicio / Canastas / Real Madrid Baloncesto / Madrid, tenemos un problema
Euroliga Jornada 26: Real Madrid 68 FC Barcelona 86

Madrid, tenemos un problema

El Real Madrid sigue sin reaccionar y es apabullado por un grn FC Barcelona liderado por Nicolás Laprovittola con 20 puntos en 20 minutos.. Los blancos apenas anotaron 8 puntos en el primer cuarto y cierran el partido con un 33% en tiros de campo y un 2/22 en triples. Pero los blancos tienen otro problema que, según Pablo Laso, han perdido la continuidad en el juego. El Real Madrid también pierde su ventaja en el liderato de la Euroliga.

Está claro que las rachas negativas, hacen más ruido que las positivas. Una derrota suele ser un aviso, dos una sensación, pero ya tres produce un estado de alarma generalizado donde el dichoso calendario, apenas te permite localizar la fuente del problema. Para muchos aficionados, deberíamos culpar “a éste o aquel” pero en estas líneas es justo lo que no veréis y sí los motivos que pensamos que pueden llegar a ser. Es verdad, el clásico europeo de anoche no beneficiaba a atajar los motivos de las 5 derrotas en los últimos 9 partidos. Pero el Real Madrid anoche tenía la mínima misión de mantener su invicto como local y su liderato en solitario. Diríamos vulgarmente, guardar los problemas debajo de la alfombra. Además, el Real Madrid recuperó anoche a Tomas Heurtel y Adam Hanga, que fueron baja en la debacle del martes en Estambul. Pero tampoco funcionó y eso nos ayuda a comprender que el problema no proviene de jugadores. Tampoco proviene del entrenador, porque Pablo Laso ha colocado al Real Madrid líder de Liga Endesa y Euroliga tras 45 partidos y la decadencia del equipo llegó durante este mes de febrero.

Publicidad
Clorín

Líder de las dos competiciones, donde el FC Barcelona es el segundo clasificado y, por tanto, pondría las cosas muy difíciles para tirar de fuerza, energía e intensidad, unos valores que desconocemos a veces su procedencia en partidos imposibles sacados por los blancos. Thomas Heurtel, Fabien Causeur, Alberto Abalde, Guerschon Yabusele y Edy Tavares, formaron el quinteto inicial del Real Madrid. Y cuando nos disponíamos a vivir un gran partido de baloncesto, el dichoso problema del actual Real Madrid, volvió a resurgir en forma de agarrotamiento físico y de acierto de tiro provocando que, cada vez más y más lejos, se encontraba el FC Barcelona en el primer cuarto. Y todo ello liderado por un tremendamente acertado Nicolás Laprovittola, que esperó dos minutos para iniciar su show de baloncesto en el WiZink Center. Porque el Real Madrid no ayudaba y aun menos, la férrea y habitual defensa blaugrana. Primero porque los blancos se quedaron anclados en dos puntos durante seis minutos que hicieron recordar el drama de Estambul y por otro lado porque Nicolás Laprovittola decidió sacar su muñeca a saludar a todos aquellos aficionados madridistas que le vejaron en sus dos años en Madrid anotando 12 puntos en 3 minutos que no fueron más porque Jasikevicius quiso sentarlo. El problema seguía ahí con el 2-17 en el minuto 5 que aumentaba el drama que ya reinaba en la previa. Podría ser el problema el porcentaje de tiro, pero cabe recordar que los blancos son el 4º mejor % en tiros de 2, el 9º en triples y es el equipo que menos % recibe en tiros de dos y el 6º en triples. Pero el parcial seguía cayendo a cuentagotas con un humillante ya 2-24, roto por una bandeja de Edy Tavares quien se tuvo que trabajar cada una de sus acciones bajo el aro. Y esos dos minutos finales, nos dejó un parcial de 6-4 que dejó el resultado 8-28 para el FC Barcelona al final del primer cuarto. Las estadísticas sonrojaban a los blancos, con un 21% en tiros de campo, 7 rebotes, 1 asistencia y -2 de valoración.

Ya no hace falta darle más vueltas. El partido tristemente se había acabado para el Real Madrid que debía buscar evitar una posible humillación ante un equipo que era lo que más deseaba al momento. Y es que en apenas 10,20 minutos de partido, el FC Barcelona había logrado los 30 puntos que el Real Madrid encestaría en toda la primera parte. Y no podemos decir nada negativo del FC Barcelona que siguió dominando en ambas partes de la cancha mientras Pablo Laso buscaba un quinteto que al menos frenase la sangría culé que se distanciaba a un 10-36 en el minuto 13 de partido. Y entonces tampoco funcionó la suerte en el Real Madrid que apenas perdió 4 balones en la primera parte pero que apenas veía un 34% de acierto en el tiro y eso que llegaron al descanso con un 0/7 en triples. Y el desastre se consumaba con el 16-40 en el minuto 15, que los blancos buscaron evitar conectando uno de los muchos cables “pelaos” que pareció tener su juego. Y es que con Heurtel, Causeur, Hanga, Yabusele y Thompkins, el Real Madrid pareció encontrar el tacto anotador hasta 15 puntos en 5 minutos (había anotado 16 puntos en los 15 minutos anteriores) para que, al menos, se alegrase un poco el porcentaje de tiro del Real Madrid. Eso sí, el problema no se arreglaba puesto que el FC Barcelona anotaba 12 puntos en ese parcial y se marchaba con ventaja al descanso 31-52. Una primera parte desastrosa del Real Madrid con un 34% en tiros de campo y 52 puntos anotados por un rival que sumaba un 61% de acierto.

Qué más decir de un Real Madrid donde 16 de sus 31 puntos los habían anotado Causeur y Tavares. Nuevamente, sorprendía la escasa aportación de jugadores tan importantes como Heurtel, Yabusele o Trey Thompkins  no ya solo por los 4 puntos anotados, sino por los escasos 6 lanzamientos – Yabusele 0 tiros – a canasta. Por tanto, nos quedaba ver una segunda parte donde esperábamos, de nuevo, que Pablo Laso aplazase la solución al problema y al menos, compitiese el partido contra el FC Barcelona. La primera medida, fue 0 minutos para Heurtel, Randolph, Alocén, Poirier y Thompkins en la segunda parte, abusando pues de Williams-Goss, Yabusele, Tavares o Adam Hanga. No creo que, en un equipo asfixiado por el físico, deban jugar apenas un puñado de jugadores. Al menos, en el minuto 22 de partido llegó el primer triple del Real Madrid que fue toda una rémora en el encuentro de los blancos que vieron crecer al mejor Tavares en la segunda parte e intentar acercarse al máximo 38-54 minuto 23, hasta que Mirotic rebajó la euforia con 5 puntos consecutivos. Pero el Real Madrid al menos ya veía aro de forma menos obtusa que al comienzo, aunque también fuese apoyado en los tiros libres. Pero no en los triples, porque, aunque en este periodo se consiguiesen 2 triples, el balance fue de 2/5 mientras que Laprovittola él solo llegaba a los 5/5. Por tanto, todo seguía igual con el 42-64 del minuto 25 de partido. Al menos ahora, el Real Madrid igualaba los parciales con su rival consiguiendo canastas muy trabajadas casi todas desde debajo del aro. Y su defensa mejoró, al menos en el pequeño porcentaje de errores del FC Barcelona donde los blaugranas solo consiguieron 5 rebotes ofensivos por los 12 del Real Madrid. Y como pasase en el segundo cuarto, nuevo arreón madridista con 13 puntos en 5 minutos y ahora fueron 7 de los blaugranas que dejaban un marcador más curioso 55-71 al final del tercer cuarto.

Partido perdido, si señor. Pero al menos dos cuartos consecutivos superando los 20 puntos anotados y ya un 38% en tiros de campo, que seguía siendo bajo, pero algo más decente. Y más decente era el 62-75 del minuto 34 que al menos hizo soñar unos minutos al aficionado madridista pero que los triples fallados decidieron deshacer en la vuelta a la realidad de un FC Barcelona que, conteniendo su juego, terminó llevándose el clásico por 18 puntos de diferencia. Porque sí, el Real Madrid tiene un problema. Un problema que les ha llegado ahora en febrero con 5 derrotas en 9 partidos y recibiendo demasiados puntos con fáciles porcentajes de sus rivales. Seguro que todos vosotros tendréis vuestros culpables, errores e incluso pidáis más fichajes y decapitaríais a unos cuantos. Pero que, de igual manera que el Real Madrid tuvo una racha de 20-1, puede tener otra ahora de 4-5. La Copa se acerca y pide soluciones, si los blancos quieren llegar con opciones a levantar el trofeo el domingo 20 en Granada. Pero antes, Pablo Laso y su equipo, deberán encontrar solución a su problema.

Más vídeos del partido en Youtube

Scroll al inicio
Ir al contenido