Supercopa 2021 Semifinales: Iberostar Tenerife 70 Real Madrid 72

Supervivientes

Comenzó la temporada baloncestística y el Real Madrid volvió a coleccionar una nueva final - la 30ª de la era Laso - tras remontar a Lenovo Tenerife "sin" Tavares y Poirier eliminados por faltas en el último cuarto. Yabusele 15+7 fue el mejor donde Williams-Goss y Causeur sentenciaron en el último cuarto. Esta tarde final de la Supercopa Endesa frente al FC Barcelona, sin Rudy Fernández, tras sufrir una dura y preocupante lesión en su rodilla izquierda.

Bienvenidos a la nueva temporada del Real Madrid de baloncesto. Los habituales ya lo sabréis, pero para los nuevos ya os aviso que los ochenta y tantos partidos que dispute el equipo blanco, los vamos a vivir en Pobla FM con la mayor de las emociones. Incluso aquellos encuentros que se disputen solo 13 días después de haber iniciado la pretemporada y apenas diez días después de que se vayan incorporando las cuatro caras nuevas de un Real Madrid que anoche inició su andadura en una nueva edición de la Supercopa Endesa donde los blancos llevan 6 victorias consecutivas y tres títulos seguidos. Las conjeturas de la plantilla, ya las hemos repasado y ahora toca plasmarlas en la pista. Pero hasta un simple aficionado como yo sabe, que es muy difícil congeniar una plantilla con tantos cambios dos de ellos en el puesto más importante, el base. Como si se hubiesen borrado los últimos 365 días, la semifinal del torneo nacional volvía a coincidir al Real Madrid contra el Lenovo Tenerife un conjunto grande entre los grandes que tanto brilló la temporada pasada.

El Real Madrid contaba con sus 4 fichajes y la vuelta de Tavares que hace apenas 4 días se jugaba el pódium africano con su país. Quedaban fuera los lesionados Vukcevic y Abalde y Pablo Laso tuvo que tirar de Guerschon Yabusele como único 4 en el roster junto con el junior Eli Ndiaye. Precisamente, el alero de Deux, fue titular junto a Thomas Heurtel, Fabien Causeur, Adam Hanga y Vincent Poirier. Podría sorprender tanto francés en el quinteto inicial, pero recordemos los pocos entrenamientos del equipo y quizás Pablo Laso quiso aprovecharse de la comunicación de 3 jugadores sub campeones olímpicos en Tokio para entrar bien en el encuentro. Parecía ser la mejor opción pese al fatal inicio triplista del Real Madrid con un 0/5 en 5 minutos dejando un marcador de 9-6 para Lenovo Tenerife con el juego interior isleño dominando en la pintura. Y es que Emir Sulejmanovic había encestado 8 de sus 11 puntos en los primeros 5 minutos de encuentro, donde Lenovo Tenerife con diez puntos más anotados entre Fran Guerra y Shermadini. En el Real Madrid había ganas de conocer quien sería el líder en cancha del nuevo equipo madridista y fue Yabusele quien con 4 puntos conseguía la primera ventaja madridista 12-14 a 2 minutos del final del primer cuarto. Pero los errores en el triple – 0/6 en el primer cuarto – y las escasas dos asistencias realizadas, fue un poco bagaje para superar a un Lenovo Tenerife que cerraba el primer cuarto con un parcial de 9-0 con todos los puntos anotados por sus hombres altos. Se cerraba el primer cuarto con un peligroso 21-14 para Lenovo Tenerife que contaba con 10 rebotes y 7 asistencias por solo 6 rebotes en el Real Madrid con un 38% en tiros de campo.

Y sin ningún jugador destacado, se cerraba el primer cuarto del Real Madrid. Los blancos echaban de menos la experiencia de sus bases anotadores y quien sabe si sufriría las ausencias del resto de pívots en la rotación. Una segunda rotación que colocaba a Hanga de 4 en el descanso de Yabusele en un equipo más reconocido con Llull y Rudy junto a Williams-Goss y Poirier. Sorprendentemente el Real Madrid fue mejor en defensa que en ataque sin un 4 puro pero el candado seguía echado desde el triple con otros 5 errores más desde la línea y un Lenovo Tenerife que empezaba a desperezarse en ataque con un Shermadini aprovechándose de las faltas recibidas – cargando a los hombres altos madridistas – y ayudando a la escapada de su equipo 30-20 en el minuto 15 de partido. Y en el Real Madrid volvía a tener el mismo problema que en el primer cuarto, muchos fallos en el triple y poca aportación de los jugadores decisivos. La vuelta a cancha de Yabusele parecía ser el punto de lanza del conjunto de Laso para iniciar la remontada pero la pareja Huertas – Shermadini volvía a dejar claro lo importante que es la experiencia de jugar muchos minutos juntos. Pero no todo eran malas noticias para el Real Madrid en el segundo cuarto, porque los blancos aumentaron su intensidad defensiva – el mejor partido de los 4 jugados esta temporada – obligando a Lenovo Tenerife a perder hasta 6 balones en este cuarto. Y de ello se aprovechó Thomas Heurtel para liderar al conjunto blanco con 6 puntos anotados de manera consecutiva y que permitió al Real Madrid llevarse el segundo cuarto y llegar al descanso con el 37-31 todavía para Lenovo Tenerife. Rayos de esperanza, aunque fugaces, en el tramo final del segundo cuarto del Real Madrid que cerró Heurtel con un parcial de 7-11 que alimentaba esperanza a sabiendas de un 0/15 en triples y apenas 3 asistencias en 20 minutos de juego.

Publicidad
Clorín

Esas noticias negativas, ocultaban el 13/19 en tiros de dos o las apenas 5 pérdidas de un equipo que solía superar la decena la temporada pasada. Repetía Pablo Laso el mismo quinteto en el tercer cuarto que comenzó el partido. Y también continuaba el desacierto triplista del Real Madrid que parecía haberse convertido en una obsesión y que llegó a ser de 0/17 en 23 minutos de juego. Eso suponía que de los 37 puntos anotados por los blancos, 32 de ellos llegaron desde la zona. Un dato que sería tremendo si viniese acompañado por el tiro exterior. Y al partido le costaba arrancar. Era una buena noticia para el Real Madrid que seguía teniendo los problemas típicos de un conjunto en aras de conocerse a fondo. Y es que solo Shermadini – Huertas con 12 de los 16 puntos de su equipo mantenía a los tinerfeños por delante en el marcador. 25 minutos tuvimos que esperar para ver el primer triple del Real Madrid en la temporada tras 18 intentos, justo en el minuto en que Lenovo Tenerife circulaba con un 5/13 y el marcador continuaba apretándose hasta el 45-40 del minuto 25. Tavares creció y Yabusele le acompañó para sumar entre ambos 8 puntos y 7 rebotes y volver a meter miedo a Lenovo Tenerife justo en el momento que la rodilla izquierda de Rudy Fernández hizo un extraño giro que nos hizo recordar las lesiones de Sergio Llull y Anthony Randolph de larga duración. Después los típicos argumentos arbitrales nos dejaron con 2 técnicas y cuatro faltas personales para Vincent Poirier y Edy Tavares para afrontar el último cuarto con una amplia ventaja en el marcador. Solo el acierto final de Nigel Williams-Goss volvía a dar ventaja a los blancos al final del tercer cuarto y se colocaban a 5, 53-48 todavía con ventaja para Lenovo Tenerife. Parecía imposible, pero el Real Madrid continuaba vivo en el Santiago Martín con un solo jugador por encima de los 10 puntos, Yabusele llegaba al último cuarto con 11 puntos y 7 rebotes.

Y es que además, el Real Madrid había anotado su primer triple, seguía manejándose muy bien en las pérdidas de balón y había detenido la ofensiva tinerfeña a Huertas (13) y Shermadini (14) de los 53 puntos anotados por Lenovo Tenerife. Pero es cierto y no podemos obviarlo, que el Real Madrid llegaba al tramo final del partido sin nada aportable mas allá de Heurtel 8 puntos y los 11-7 ya comentados de Yabusele. Eran impactantes también los 4 puntos 6 rebotes y 2 tapones de Tavares, pero los árbitros no le habían permitido disputar nada más que 16 de los 30 minutos posibles por las 4 faltas cometidas. Y sin darnos cuenta el Real Madrid se había puesto por delante 53-54 en el minuto 31 gracias a dos triples consecutivos de Nigel Williams-Goss que empezaba a reivindicarse su gran aportación ofensiva. Nadie esperaba que esa ventaja blanca fuese a ser definitiva e irrecuperable para Lenovo Tenerife que se vio detenido por la defensa blanca y los 8 puntos anotados por Williams-Goss en este cuarto acompañados por otros 8 tantos de Fabien Causeur que limpiaron su mal partido para darle una nueva final al Real Madrid de Pablo Laso, la 30ª en 41 torneos disputados. Yabusele fue el mejor del partido con 15 puntos 8 rebotes y 17 de valoración. Los últimos cuartos de Williams-Goss 12 puntos y Causeur 13 puntos, resolvieron el partido para un Real Madrid que ha perdido a Rudy Fernández por una peligrosa y preocupante lesión en su rodilla izquierda. Esta tarde, nuevo clásico – 4º consecutivo – para dirimir al primer campeón de la temporada. Podría ser el 21º titulo de la era Laso aunque ya se podría considerar título superar el partido de anoche con tan poco tiempo de entreno.

Scroll al inicio
Ir al contenido