Inicio / DH5 / La marea rojiblanca directa a la Final Four
Vuelta de 1/4 de final Copa de Campeones: Atlético de Madrid 2 - 1 Levante UD

La marea rojiblanca directa a la Final Four

Remontada del equipo rojiblanco para alcanzar de forma brillante la fase final.
Publicidad
Telba Limpieza - El deporte de Madrid, sin escombros

Era día de partido grande en Alcalá de Henares. El Atlético de Madrid encaraba la vuelta de cuartos de final de la copa de campeones con grandes expectativas tras el buen resultado conseguido en Valencia. En frente, la Unión Deportiva Levante, que llegaba sin la condición de favorito después de no lograr la victoria en el primer choque.

La tensión delo mucho que había en juego se sintió dese el pitido inicial. Tanto granotas como rojiblancos vivieron los primeros minutos de partido con un planteamiento bastante conservador de entrada. El respeto entre ambos rivales era evidente. al menos durante los primeros quince minutos. El equipo de Ferando Torres intentaba marcar el ritmo del partido con un punto más de agresividad en las disputas y los balones divididos. Una agresividad que el Levante logró contener pese a que los primeros acercamientos del partido fueron para los rojiblancos. No fue hasta el minutos 18 cuando el partido se rompió por completo. En una mala cesión, el equipo rojiblanco concedió una falta que los granotas terminaron convirtiendo en el primer tanto del partido.

Lejos de venirse abajo, el Atlético de Madrid entró con más decisión al partido, adueñándose de la posesión durante varios tramos y poniendo el ritmo de juego. En este sentido destacó la labor de los hombres de banda, Rayane e Iker Luque, que incansables dificultaban todas las salidas de balón del rival. Cuando parecía que el partido llegaba al descanso sin el empate, se produjo el éxtasis rojiblanco. En el minuto 34 Iker Luque ganó de forma sensacional la línea de fondo para servir un balón atrás que Omar no perdonó para poner el empate. De esa manera, los dos equipos alcanzaron el descanso con igualdad máxima en el electrónico.

En la segunda mitad, la balanza se inclinó del lado rojiblanco. Lejos de seguir poniendo en problemas a los locales, el Levante salió con un ritmo inferior que terminó costándole caro. Impulsado por el gol antes del descanso, el Atlético de Madrid se fue imponiendo de forma progresiva. Los jugadores de Ferando Torres jugaban cada vez más tiempo en campo contrario, acumulando buenas llegadas y desmontando la defensa granota. En el minuto 54, volvió a aparecer el salvador del partido para los madrileños. En centro medido al corazón del área, Omar volvió a imponerse a los centrales para enviar el balón al fondo de la red y desatar la locura en la grada.

Al igual que a lo largo de toda la temporada, el Atlético de Madrid exhibió una vez más su buena gestión del partido con el marcador a favor. Aunque el Levante careció de argumentos ofensivos durante el resto de la segunda parte, pesó mucho el gran trabajo defensivo de los rojiblancos para mantener al rival alejado del área. Los cambios de de Caste y Vasiljevic fueron una elección más que acertada para evitar el desgaste del equipo en los minutos finales. Los únicos momentos de dificultad, llegaron en los instantes finales con el Levante completamente volcado en ataque. Afortunadamente para los rojiblancos, todos los intentos fueron suprimidos, llegando incluso a tener una última ocasión clara antes del pitido final.

Una vez más, los rojiblancos volvieron a disfrutar de una tarde de gloria rodeados de toda su afición. Un momento de gloria que el equipo de Fernando Torres espera prolongar cuando el próximo 23 de mayo arranque la Final Four de la Copa de Campeones.

ALINEACIONES

Scroll al inicio
Ir al contenido