Inicio / DH5 / Una gran primera parte del Rayo bastó para someter al Diocesano
Una gran primera parte del Rayo bastó para someter al Diocesano
Una gran primera parte del Rayo bastó para someter al Diocesano
J22. CD Diocesano 1-4 Rayo Vallecano

Una gran primera parte del Rayo bastó para someter al Diocesano

El Rayo Vallecano, que se marchó al descanso con el 1-4 final, castigó los numerosos errores de un Diocesano incapaz de contener al conjunto rayista ni de llegar con claridad al área rival. Con la victoria, el Rayo se mantiene cuarto para seguir peleando la tercera plaza al Leganés.

45 minutos fueron suficientes para que el Rayo Vallecano doblegara al Diocesano de Jorge Sánchez. No tardó en adelantarse el equipo madrileño por medio de Esteban, que disparó desde muy lejos y el esférico se coló en la meta custodiada por Iván tras rozar en un defensor colegial. Poco después de sobrepasar los diez minutos de juego, Nieto firmó el golazo de la tarde y de la jornada en División de Honor, con un chut desde su propio campo que sorprendió a un errático Iván, demasiado adelantado para evitar el segundo tanto rayista. Apenas un minuto después del gol de Nieto, llegó la sobresaliente reacción del Dioce: Gabri inventó un pase en profundidad espectacular para Bote, que ganó la espalda a su par y, desde línea de fondo, puso el pase de la muerte para Iker, que empujó el balón al fondo de las mallas e hizo creer a los de Jorge Sánchez que podían meterse de nuevo en el choque. No pudo ser, y antes de cumplir los veinte minutos de partido, Becerra firmó el 1-3 tras un error clamoroso de Iván en el despeje, que dejó al ‘8’ rayista solo para empujar el cuero a la red. Pese al jarro de agua fría que supuso el tercer gol, siguió intentándolo el equipo de Jorge Sánchez, que pudo recortar distancias a la media hora de partido, pero el tanto conseguido por César fue anulado por el juez de línea, que consideró antirreglamentaria la posición del ariete colegial. Instantes antes del descanso llegó el cuarto y definitivo gol de los chicos de Mario Otero, firmado por Ybarra, que aprovechó un pase al hueco de Becerra para fusilar a Iván y colar el balón por el primer palo del guardameta cacereño.

El colegiado decretó el final de la primera mitad con el partido sentenciado y con la sensación de que el Dioce era incapaz de encontrar la llave que abriese la puerta a una remontada que se antojaba utópica.

De hecho, las ocasiones de gol para ambos equipos en la segunda parte brillaron por su ausencia, más allá de un cabezazo en plancha de Bote que se marchó por encima de la portería de Mario. El partido entró en un tramo de numerosas interrupciones y muy poco juego, y el Rayo fue capaz de contemporizar y de imponer un ritmo bajo para asegurar el resultado y llevar los tres puntos de camino a Vallecas.

El Diocesano, que tan solo ha conseguido la victoria en dos de los 22 partidos disputados hasta el momento, se sitúa como penúltimo clasificado en la tabla, con 14 puntos, a 7 de la permanencia, que marca La Amistad, por lo que el objetivo de la salvación continúa tornándose cada vez más difícil. Por su parte, el Rayo Vallecano continúa en la zona más alta de la clasificación, en cuarta posición con 42 unidades, las mismas que el Leganés.

El equipo entrenado por Jorge Sánchez visitará Zorrilla la semana que viene para enfrentarse al Valladolid en un partido que se antoja vital para no bajarse definitivamente del tren de la salvación. El Rayo Vallecano, por su parte, recibirá a la Cultural Leonesa en la Ciudad Deportiva para buscar mantener el pulso con el Leganés por la tercera plaza.

Scroll al inicio
Ir al contenido