Inicio / Fuera de juego / #VivaLaGente31 – Y vuelve a ser lunes
#EsteVirusLoParamosUnidos

#VivaLaGente31 – Y vuelve a ser lunes

Llevamos ya unos cuantos lunes y seguimos sumando días encontrando razones para decir Viva La Gente. 

Publicidad
Telba Limpieza - El deporte de Madrid, sin escombros

Se hace duro, ¿eh? Y eso que hemos perdido ya la cuenta de los días que llevamos. No sé si os pasa pero a mí me sirve de referencia el número de esta especie de diario que escribimos en PoblaFM porque, a nivel particular, yo he perdido la cuenta. Sin ir más lejos, el sábado pensé que llevabamos tres semanas confinados y llevamos cuatro. Más de cuatro ya, para ser exactos.

Dicen que para coger un nuevo hábito necesitas 21 días, así que nosotros debemos estar ya habituados. Eso según los expertos, porque según mi alma: ¿cómo puede uno habituarse a ésto? Es cierto que te amoldas a la nueva rutina, pero no sé si a amoldarse es acostumbrarse. 

Hace unos días encontré esto en Twitter: 

">

Es alguien que no lo está pasando bien y se lanza a contarlo en Twitter esperando que las redes “ejerzan su magia”. Y los mensajes de ánimo llegan. También los de otro tipo, pero yo me quiero quedar con la magia (ya sabes que me he empeñado en ver el lado medio lleno de la botella). Creo que los creadores de las redes sociales nunca llegaron a imaginar cómo de sociales serían. No creo que pensaran en una situación como la que estamos viviendo en la que los lugares comunes fueran las redes sociales. 

Aunque también se pueden inventar otros lugares comunes. En casa, por ejemplo, quedamos para comper con amigos por vídeoconferencia. Lo cierto es que justo cuando comenzó el confinamiento habíamos quedado para comer con ellos (son de esos amigos que son como familia). Tuvimos que aplazar la comida presencial pero, desde entonces, mantenemos la cita. Todas las semanas, al menos una vez, comemos cada cual en su casa, “juntos” por vídeoconferencia. Lo mismo hacemos con el vermú y algún familiar. 

Son las nuevas formas, los nuevos modos de esta época distinta. Y puestos a agudizar el ingenio: 

Es la nueva magia, pero no de las redes, sino de las personas. Quiero llamarte la atención sobre un cartel en un rellano: 

La bondad hecha regalo de chocolate.

No sé dónde leí o escuché, y que me perdone el autor de la afirmación, lo extraño que es todo en esta época en la que dar positivo es negativo y dar negativo es positivo. Y es caprichosamente cierto, las palabras están cambiando de sentido. Las situaciones son muy distintas a las de hace un mes, y eso que vivimos días que parecen ser todos lo mismo que el anterior. 

Es todo tan raro que una ciudad tranquila, sin ruido, puede parecer algo tétrico. 

En fin, que estamos en una época extraña en la que la paciencia se ha hecho tremendamente necesaria. Si la tenías trabajada de antes, eso que llevas ganado. Si estás en pañales en el doctorado de la calma, debes estar tranquilo porque, aunque no te lo parezca, es posible soportarlo. 

Si has llegado hasta aquí gracias por leerme. Hoy es lunes, aunque no lo parezca, y este “diario de la espera” también tiene sus lunes. Mañana seguiremos buscando razones para decir: 

¡ ¡ ¡ V I V A   L A   G E N T E ! ! !

 

Scroll al inicio
Ir al contenido