Jª 4. RAYO ALCOBENDAS C.F. 4-0 C.D. LEGANES S.A.D.

El Rayo Alcobendas se da un festín a costa del Leganés

Los locales, muy superiores a sus rivales, dieron un recital ante el conjunto pepinero que se vio superado en todas las facetas de juego

Cargando...

Tres puntos más para el casillero del Rayo Alcobendas que se exhibió ante su afición y golearon en un partido que dejaron muy buenas sensaciones.  El choque se decantó cuando el equipo franjiverde convirtió el penalti en la primera mitad. Sentenciaron en la segunda mitad, sacando de quicio al Leganés.

xxxxxxxxxx

Otra vez el equipo de casa se veía frente a frente contra una de las mejores plantillas de la categoría. El equipo del sur de Madrid había comenzado la competición doméstica de manera satisfactoria, sin conocer la derrota hasta el día de hoy. Similar a su rival, que había logrado sacar puntos frente a mejores plantillas que ellos.

El Rayo Alcobendas empezaba tomando el control del partido, queriendo la pelota y ensanchando el terreno de juego. El Leganés presionaba tres cuartos la salida de balón de su rival, sabedor que manejan bien el cuero.

Los primeros fueron de tanteo, sin forzar la máquina demasiado. El primer tiro lo tuvo Adrián Rosell que se encontró el balón en la frontal y su tiro se marchó desviado. En cada lucha por el esférico había mucha lucha y entrega por los veintidós futbolistas. Los visitantes no dudaban en terminar todas las jugadas.

El Rayo Alcobendas presionaba con un bloque alto y obligaba a su rival a dar el patadón arriba. Los locales están más cómodos, mejor plantados en el césped. Sin embargo, donde había más peligro era en los ataques de los de Raúl Huertas, que llegaban con más espacios al área contrincante.

Cuando más verticales estaban siendo el cuadro pepinero, en busca del gol, iba venir el primer tanto del partido de penalti. Buena combinación entre los jugadores del Rayo, la ponen desde la izquierda y el balón toca en la mano. El encargado de ejecutarlo fue David Viega que engañó al portero.

El Leganés buscaba el empate, esta vez, subiendo la intensidad a la hora de robar el cuero; no obstante, el Rayo salía muy bien de la presión rival. En el último tramo de la primera mitad, ambos equipos tuvieron oportunidades de anotar. Primero, la tuvo Gonzalo tras un pase de Adrián, pero se marchó alto. En la siguiente respondió los locales con un balón medido de Vega para Marco que no logra contactar bien con el cuero.

En la reanudación del choque, el Leganés buscaba por todas las vías el empate, pero en el primer ataque del Rayo iba a venir el segundo. Buena pared entre Jaime y Jareño por la banda derecha, y al final el balón lo toca un defensa que se lo mete para dentro. Duro palo para los pepineros recién salidos del vestuario.

Cinco minutos después, Ot iba a aprovechar el error de la defensa y el portero para sentenciar el encuentro. Tiene mucho que pulir atrás el entrenador del Leganés para que no repitan esos fallos la próxima jornada. El partido estaba visto para la sentencia a falta de más de media hora para el final.

Duro correctivo del Leganés que veía pasar la pelota de un lado a otro. El Rayo sacaba a gente fresca del banquillo, pero el nivel de intensidad no bajó en ningún momento. Los visitantes presionaban arriba sin mucho premio. Los pupilos de Rubén Bullón consiguieron sacar de quicio a sus rivales.

El cuarto y último tanto de la tarde fue una obra de arte por parte de todo el equipo. Buena jugada entre líneas, Alejandro llega hasta el fondo para meterla atrás para la llegada de Sergio y empujarla. Vaya recital del Rayo.

En los últimos compases del partido, los visitantes intentaban llegar al área, pero sin fortuna. Hoy no era su día. Muy superior el Rayo en todos los aspectos, que se exhibieron ante su afición.