Inicio / Matagigantes / MATAGIGANTES XL: COBEÑO, UNO DE NOSOTROS
MATAGIGANTES XL: COBEÑO, UNO DE NOSOTROS
MATAGIGANTES XL: COBEÑO, UNO DE NOSOTROS

MATAGIGANTES XL: COBEÑO, UNO DE NOSOTROS

Carlos Sánchez Blas y Alfonso Núñez haciendo radio conmigo, reencontrándonos otra vez en las ondas. Equipo indestructible incluso en la separación. Los tres rodeando con el micrófono inalámbrico a uno de los capitanes de la franja, el que no pudo articular palabra al final del “Tamudazo”. Cobeño escuchó aquellos momentos mágicos con el rictus del que vive el momento más maravilloso que ha sentido desde que se puso los guantes.

Matagigantes estuvo cargado de emociones, recordar a Wilfred y las horas trágicas que vivimos hace exactamente un año nos hizo tener la sensibilidad a flor de piel. Aquellas visitas de Mariano Martínez y Miguel Ángel Pozanco al hospital de Alcalá de Henares en el estaba ingresado el ex jugador del Rayo, alejado de los focos del cariño de toda su gente. Días duros, bautismo de fuego para un recién nacido Matagigantes que descubrió al mundo que uno de los mitos del “Rayismo” no se encontraba hospitalizado en Estados Unidos, estaba a tan solo unos kilómetros de nosotros. Noticia que permitió que Willy recibiera el cariño y la compañía de su gente en sus momentos más duros. Merecía morir sintiéndose en paz, sintiéndose querido y respetado. Solo por eso habrá merecido la pena vivir la aventura de este medio de comunicación sea el que sea el puerto al que nos lleve.

Carlos Sánchez Blas y Alfonso Núñez haciendo radio conmigo, reencontrándonos otra vez en las ondas. Equipo indestructible incluso en la separación. Los tres rodeando con el micrófono inalámbrico a uno de los capitanes de la franja, el que no pudo articular palabra al final del “Tamudazo”. Cobeño escuchó aquellos momentos mágicos con el rictus del que vive el momento más maravilloso que ha sentido desde que se puso los guantes.

Un tipo que ha ganado títulos confesándonos que en esos noventa minutos vivió los momentos más terribles y hermosos de su vida deportiva. Insisto, muchas emociones en Matagigantes, para su protagonista y para todos los que estábamos en la mesa del estudio de Radio Vallekas. Con el portero del Rayo Vallecano, básico para conseguir la paz social que acompañó al equipo durante el partido ante el Celta, charlamos de su amor por la franja y de temas en los que “Cobe” como siempre se mojó por el bien del club que lleva en el corazón y al que espera seguir ligado de por vida. Esa sensibilidad que su pierna izquierda no acaba de recuperar después de la operación la volcó en nuestros micrófonos para analizar el presente y el futuro del equipo.

Llevo muchos años cerca de Cobeño, desde que de niño iba a ver al Móstoles acompañando a su padre hasta hoy. Cada rato que he pasado con él ha sido regalo un para mí porque siempre me ha ofrecido amistad, rectitud, profesionalidad y modestia, algo que en el deporte de élite está al alcance de muy pocos.

Mario, oyente, amigo, miembro de la Peña Piti ofreció en el programa la mejor definición que se puede hacer de David: “no lo veo como un jugador del equipo, lo veo como uno más de nosotros”.

El fin de fiesta lo protagonizó Rubén Barrios, entrenador del alevín “A”, entrevistado en el “Rinkón de Miguelito”. Su explicación del fútbol de los niños de la cantera del Rayo fue tan espectacular como el fútbol que juegan en su liga. Otro lujo para los amantes de la radio y el deporte.

Espero que disfrutéis de estas dos horas de radio que, como cada semana, os dejo en Kamchatka.

Galería de Fotos: Rafa Alameda Jr.

Scroll al inicio
Ir al contenido